30 estados han sido aprobados para ofrecer los $300 de ayuda extra por desempleo

El Departamento de Trabajo y la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias, que supervisa el programa, estiman que los estados obtendrán aproximadamente cinco semanas de ayuda

30 estados han sido aprobados para ofrecer los $300 de ayuda extra por desempleo
Arizona es el único estado hasta ahora que ha comenzado a pagar el subsidio de $300 dólares.
Foto: Joshua Lott / Getty Images

Más de la mitad de los estados han recibido la aprobación federal para ofrecer la “asistencia para salarios perdidos”, los famosos $300 dólares de ayuda firmados por el presidente Donald Trump el 8 de agosto a través de una orden ejecutiva, informó el portal CNBC.

Treinta estados fueron aprobados para la asistencia a partir del lunes por la noche: Alabama, Alaska, Arizona, California, Colorado, Connecticut, Georgia, Idaho, Indiana, Iowa, Kentucky, Luisiana, Maryland, Massachusetts, Michigan, Mississippi, Missouri, Montana, New Hampshire, Nuevo México, Nueva York, Norte Carolina, Oklahoma, Pensilvania, Rhode Island, Tennessee, Texas, Utah, Vermont y el estado de Washington).

El programa redistribuiría fondos federales de ayuda en casos de desastre a los trabajadores desempleados, luego de la expiración del suplemento federal de $600 dólares semanales a los beneficios de desempleo a fines de julio. Ese subsidio había sido promulgado por la Ley CARES en marzo.

Los trabajadores elegibles para la ayuda recibirán $ 300 adicionales a la semana además de sus beneficios actuales. Algunos estados, como Kentucky y Montana, están obteniendo $ 100 adicionales a la semana de un fondo federal de ayuda para el coronavirus, por un total de $ 400.

Los trabajadores elegibles recibirán los pagos automáticamente y no es necesario que los soliciten por separado, según la información más reciente de las autoridades estatales.

“Parece que la intención de la orden ejecutiva era que funcionara de manera similar a la Ley CARES, para que la gente simplemente recibiera el dinero”, dice Eliza Forsythe, economista laboral y profesora asistente en la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign.

Sin embargo, para ser elegibles para la asistencia, muchos trabajadores deben dar un paso adicional y autocertificarse, en los portales en línea de los estados, que están desempleados o parcialmente desempleados debido al COVID-19.

“Esto requerirá un nuevo paso para los solicitantes que actualmente reciben beneficios de desempleo regulares, compensación por desempleo de emergencia pandémica y beneficios extendidos”, de acuerdo con un memorando publicado por la División de Seguridad del Empleo del estado de Washington. “Aquellos que están recibiendo Asistencia por desempleo pandémico probablemente no necesitarán certificarse porque ya lo han hecho”.

Los trabajadores también deben haber recibido al menos $100 dólares en beneficios de desempleo durante las semanas cubiertas por el programa de salarios perdidos.

¿A partir de cuándo cobrarás?

Los estados han recibido un tramo inicial de financiamiento para salarios perdidos que cubre tres semanas, desde la que terminó el 1 de agosto, y pueden pagar semanas adicionales dependiendo de la rapidez con que se agoten los fondos federales asignados (hasta $44 billones de dólares).

Los funcionarios del Departamento de Trabajo y la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA), que supervisa el programa, estiman que los estados obtendrán aproximadamente cinco semanas en total de financiamiento. Pero es posible que los trabajadores no vean el dinero en sus cuentas rápidamente, ya que los estados construyen apenas la infraestructura para administrar los pagos.

Arizona es el único estado hasta ahora que ha comenzado a pagar el subsidio de $300 dólares. Otros han indicado que no comenzarán hasta septiembre y más allá.

Los trabajadores pueden consultar el sitio web del Departamento de Trabajo de su estado para obtener información adicional sobre el programa de salarios perdidos, ya que cada estado administra los beneficios por desempleo de manera diferente.