5 servicios que puedes poner en auto pay para que no te cobren extra si te olvidas de pagar

Domiciliar los pagos de gastos fijos de tarjetas de crédito o débito es una manera de ahorrar

5 servicios que puedes poner en auto pay para que no te cobren extra si te olvidas de pagar
El uso de las tarjetas bancarias para pagar servicios genera beneficios en el historial crediticio.
Foto: Stevepb / Pixabay

El consumo en la vida diaria obliga en la mayoría de las ocasiones a la contratación de varios servicios que pueden resultar esenciales y una herramienta que cada vez gana más aceptación es el llamado auto pay o domiciliación, el cual consiste en permitir los cargos recurrentes por la vía del banco a través de la tarjeta de crédito o débito en la cuenta corriente de las personas.

Este recurso, bien llevado, no solo permite la continuidad de los servicios sin interrupciones y en ocasiones el sumar puntos con los productos bancarios, también evita posibles penalizaciones por un pago tardío; sin embargo, a su vez implica disciplina para llevar las finanzas personales y tener en cuenta esos gastos al momento de realizar el presupuesto mensual, por lo que compartimos 5 servicios que vale la pena domiciliar.

Te puede interesar:

·Qué tarjeta de crédito conviene más: Walmart o Amazon 

1.- Telefonía móvil

Para la mayoría de la población, quedarse incomunicado no es una alternativa cuando muchas actividades dependen de ello, así que despreocuparse de esta situación a través del auto pay es la mejor opción, sobre todo porque hay tarjetas que ofrecen algún tipo de seguro de teléfono o beneficios adicionales si se paga la factura de telefonía con su plástico bancario, lo que le da un valor agregado a esta alternativa.

2.- Seguros

Ya sea de vehículo o casa, contar con el servicio ininterrumpido de un seguro, puede ser la diferencia entre tener una cobertura permanente o gastar mucho dinero en un infortunio por perder el seguro y necesitarlo justo en los días en los que se dejó de pagar, además de ser candidato a una penalización y batallar con el proceso de reactivación, en especial con los autos, en los que se debe acreditar el no siniestro antes de estar protegido nuevamente.

3.- Streaming

Desde hace algunos años, el entretenimiento ha entrado a otro nivel con la incorporación de las plataformas de streaming que cada vez ofrecen más opciones; sin embargo, a diferencia de lo que es el servicio de televisión por cable que concentra las propuestas de entretenimiento, el streaming ofrece diversos proveedores según su contenido, por lo que no es difícil olvidarse de realizar los pagos a tiempo, así que domiciliar los cargos es una buena estrategia para evitar cortes.

4.- Préstamos académicos

Este tipo de financiamientos que suelen ser costosos y a mediano o largo plazo (por lo menos cinco años) es preferible domiciliarlos, ya que las sanciones que pueden desprenderse por una falta de pago o demora, resultan inconvenientes, además de que tener este tipo de gastos con cargo automático ayuda al historial crediticio, lo que otorga una ventaja adicional.

5.- Hipotecas

En una situación similar a los préstamos estudiantiles, las hipotecas representan un financiamiento a largo plazo, incluso décadas y regularmente a tasa fija, por lo que se pagará la misma cantidad por muchos años, así que tener un pago puntual domiciliado con cargo a una cuenta corriente, evita multas por demoras, los cuales además de ser costosos, van directo a la calificación crediticia, sin contar que atrasos recurrentes pueden incluso comprometer la hipoteca.