Beneficios adicionales por desempleo. ¿Cómo obtenerlos?

La Ley CARES ofrece hasta 13 semanas adicionales de beneficios por desempleo a través del programa de compensación de emergencia por desempleo pandémico
Beneficios adicionales por desempleo. ¿Cómo obtenerlos?
Los trámites para pedir ayuda pueden ser lentos, pero al final el beneficio es alto.
Foto: John Sommers II / Getty Images

Las leyes federales ofrecen semanas adicionales de beneficios por desempleo a los estadounidenses sin trabajo durante la pandemia de coronavirus, pero el interesado tiene que volver a hacer la solicitud para obtenerlos.

La Ley CARES ofrece hasta 13 semanas adicionales de beneficios por desempleo a través del programa de compensación de emergencia por desempleo pandémico.

Eso significa que las personas pueden obtener unos tres meses más de beneficios una vez que agoten su asignación estándar, que generalmente dura 26 semanas. El estadounidense promedio recibe alrededor de $380 dólares por semana.

La ayuda adicional termina a fin de año y es un programa diferente al que paga $600 dólares adicionales por semana hasta el 31 de julio.

Pero muchos estadounidenses tendrán que volver a solicitar esas semanas adicionales de beneficios en lugar de recibirlos automáticamente, según el Departamento de Trabajo.

“Por alguna razón, el Departamento de Trabajo ha tomado la posición de que las personas tienen que solicitar nuevamente los beneficios adicionales de PEUC (Pandemic Emergency Unemployment Compensation)“, señala Michele Evermore, analista senior de políticas del Proyecto de Ley Nacional de Empleo, en una nota para CNBC.

¿Retrasos?

Según los datos del Departamento de Trabajo, más de 850,000 beneficiarios de desempleo están por cobrar sus 13 semanas adicionales de beneficios.

El programa PEUC generalmente proporciona la misma cantidad de ayuda estatal que un individuo había recibido en el periodo anterior de beneficios. El pago también incluiría un suplemento de $600 por semana financiado por el gobierno federal hasta el 31 de julio.

Florida y Carolina del Norte, por ejemplo, pagan hasta 12 semanas de beneficios estándar, lo que significa que los trabajadores en aquellos estados que comenzaron a cobrar beneficios en los primeros días de la pandemia pronto necesitarán 13 semanas adicionales de ayuda.

Volver a presentar una solicitud podría significar demoras en la ayuda para algunos destinatarios, dependiendo de qué tan fácil sea el proceso de solicitud, dice Evermore.

Muchos estadounidenses que perdieron sus empleos al comienzo de la pandemia de coronavirus tuvieron que esperar más de un mes para recibir su pago de desempleo en medio de un aumento histórico en las solicitudes.

Según el Departamento de Trabajo, casi 33 millones de personas recibían beneficios de desempleo hasta el 20 de junio. En comparación, con los 2 millones de personas que lo hacían en febrero.

Sin embargo, los estados parecen haber manejado mejor el procesamiento de las solicitudes de desempleo. Y el Departamento de Trabajo exige que los estados notifiquen a las personas que son potencialmente elegibles para presentar una solicitud.

Evaluar la solicitud para recibir de manera prolongada los beneficios puede resultar relativamente fácil para los estados, señala Evermore, ya que previamente habrían determinado la elegibilidad de un individuo para la ayuda estándar de desempleo.

Sin embargo, no parece que todos los estados requieran otra solicitud, a pesar de la posición contraria del Departamento de Trabajo.

Pensilvania, por ejemplo, comienza a pagar automáticamente las 13 semanas adicionales de beneficios después de que los trabajadores agotan su asignación estatal estándar, según el sitio web de desempleo del estado.

Beneficios extendidos

Casi todos los estados actualmente ofrecen semanas adicionales de beneficios a través de sus respectivos programas de “beneficios extendidos”.

Estos se activan durante los períodos de alto desempleo estatal y generalmente ofrecen otras 13 ó 20 semanas de ayuda por desempleo y están disponibles después de que terminan los beneficios federales de PEUC, según el Departamento de Trabajo.

En Nueva York, por ejemplo, una persona desempleada podría obtener hasta 59 semanas totales de beneficios: 26 semanas de beneficios estatales estándar, 13 semanas de beneficios de PEUC y 20 semanas de beneficios extendidos.

Algunos estados también pueden exigir a las personas que vuelvan a solicitar estos beneficios extendidos.

Oregon, por ejemplo, requiere que las personas presenten su solicitud por teléfono, según el Departamento de Empleo del estado.

Sin embargo, el estado reconoce en su sitio web que puede ser “difícil” comunicarse con un representante dado “estos tiempos de volumen de llamadas extraordinariamente alto”.