Cómo el gobierno mexicano ayudará a que los receptores de remesas desde Estados Unidos cambien el dinero a pesos más fácilmente

"Es muy importante atender a la comunidad migrante mexicana en el exterior", enfatizó desde Chicago el Secretario de Hacienda y Crédito Público, en el marco de la bancarización a los mexicanos que viven en Estados Unidos

Precio del dólar ante el peso mexicano
Precio del dólar ante el peso mexicano
Foto: YURI CORTEZ/AFP via Getty Images). / Getty Images

El gobierno mexicano se siente en deuda con los migrantes connacionales quienes por más de un año, durante la crisis de la pandemia, se esforzaron en seguir enviando remesas a su país para ayudar a sus familias. Por tanto, el gobierno sigue comprometido con ellos, principalmente con mejorar la tasa de cambio, además que promete ampliar la cobertura bancaria en los lugares más necesitados del país.

El secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Arturo Herrera, en una visita que hizo al consulado de México en Chicago, Illinois, reiteró su compromiso de ampliar las sucursales del Banco del Bienestar para llegar a esos poblados donde generalmente no hay acceso al servicio financiero.

De la misma manera, Herrera anunció que para las próximas semanas se darán a conocer los nombres de los bancos comerciales que firmaron convenio con el gobierno. Dicho acuerdo los compromete a ofrecer en las zonas rurales el servicio de cambio de divisas a la misma tasa que la ofrecen en las ciudades.

El funcionario dijo que para el mes de junio están previstas 1,000 sucursales nuevas del Banco del Bienestar, mientras que para 2024 el gobierno espera llegar a 3,000 nuevas entidades financieras para apoyar en el envío de remesas a los migrantes y a sus familiares en México.

Uno de los principales retos de este programa es que la mayoría de los migrantes mexicanos tengan la oportunidad de abrir una cuenta bancaria en México de manera remota y con los requisitos mínimos, porque se sabe que muchos ya no tienen documentación oficial mexicana.

Por otro lado, ampliar la red de sucursales para bancarizar a todos los migrantes, aunque la estadísticas indican que  menos del 1% de las remesas que llegan a México son en efectivo. Es decir, en 2020, de los 40,607 millones de dólares que recibió México en remesas, solamente unos 300 millones de dólares fueron en efectivo. La mayor parte de las remesas que se transfieren a México son a través de bancos o empresas operadoras de remesas.

Mientras menos acceso al cambio de remesas tengan las familias de los migrantes, menos beneficiosa será la tasa de cambio que utilizan. Y justamente ese es otro de los retos, que los connacionales migrantes y sus familiares obtengan un mejor tipo de cambio, uno que los beneficie, para compensar el esfuerzo que hacen.  Por ello parte del plan de bancarización está planificado para los lugares de donde mayoritariamente provienen esos migrantes.

Herrera insistió en reconocer el esfuerzo de los migrantes mexicanos al no detenerse en el envío de remesas a su país durante la crisis de la pandemia y resaltó que las remesas en 2020 duplicaron el ingreso en divisa extranjera que suele tener México por concepto de petróleo y de turismo: “Las familias de nosotros y el país han podido palear un año particularmente difícil, gracias al esfuerzo de ustedes, estamos en deuda con ustedes, dijo a los asistentes al consulado en Chicago, ayer.

Para 2021, se espera un crecimiento del 7.0% en recepción de remesas, por lo que se espera que los migrantes mexicanos obtengan un nuevo récord en remesas con 43,450 millones de dólares captados.

**

También te puede interesar:

Banco del Bienestar entrega las primeras tarjetas a migrantes en Estados Unidos para el envío de remesas

Por qué los migrantes que envían remesas son los nuevos “socorristas económicos” de países en desarrollo

Cuál es el precio del dólar hoy ante el peso mexicano