Cómo mejorar la efectividad del trabajo cuando estás en tu casa con tantas distracciones

Ser flexibles con las políticas de trabajo no tiene que ser un día menos productivo para ti

Cómo mejorar la efectividad del trabajo cuando estás en tu casa con tantas distracciones
Si la pandemia te ha obligado a mantenerse en casa, debes tener una agenda estructurada de tus labores diarias, casi como cuando ibas a trabajar a tu oficina o negocio.
Foto: Pixabay

Ser del grupo privilegiado de trabajadores que están laborando desde su casa es una enorme ventaja en tiempos de pandemia. Sin embargo nadie ha dicho que el home office sea sencillo, en realidad tiene muchos retos y distracciones por librar para tener una mejor efectividad.

Para tener una vida laboral remota con más calma, entonces sigue estos sabios consejos compartidos por Monster, para que puedas hacer que este tiempo valga la pena y sigas creciendo en el terreno profesional. Mucha suerte y a trabajar se ha dicho.

Planifica tu día
Si la pandemia te ha obligado a mantenerse en casa, debes tener una agenda estructurada de tus labores diarias, casi como cuando ibas a trabajar a tu oficina o negocio. Mantente en contacto con tus compañeros para saber de lo que has avanzado en la semana o bien lo que hace falta precisar. Las actualizaciones sobre proyectos y logros son muy importante.

También es importante considerar que ser flexibles con las políticas de trabajo no tiene que ser un día menos productivo para ti, siempre debes amanecer dispuesto a trabajar en desarrollo de la empresa para que ambas partes siempre salgan ganando. Incluso, si la carga laboral es excesiva, dialogue con su jefe y tome 10 minutos de descanso. Reponerse de inmediato te servirá para seguir adelante con los pendientes.

Establece metas de desempeño
Cuenta con todas las herramientas en línea y lleva una constante revisión de sus objetivos y expectativas, a fin de asumir nuevas responsabilidades. Piensa en metas inteligentes y crea algunos apuntes que te permitan tener logros constantes por cada uno de tus pendientes. No importa qué tan pequeños o grandes sean tus logros, todos cuentan.

Pendiente de tu industria
Mantener informado sobre los factores que impulsan a tu sector, los desafíos que se vienen o lo que podría comunicarte tu jefe. Esto puedes lograrlo configurando alertas de Google para que te de una lista de notas con los titulares más relevantes.

Construye mejores relaciones profesionales
No busques a las personas solo cuando requieres algo de ellas, mantén una relación regular con los contactos con quienes laboras cotidianamente. De esta forma te sentirás más cómodo cuando en el futuro necesites algo.

Comparte tus logros
La idea central de tener un registro de tus ganancias es que tengas presente todo lo bueno que estás haciendo en el trabajo y puedas mencionarlo fácilmente a tus superiores. No te esperes a que llegue el momento de la revisión mensual o anual para compartir tus ganancias.

Conéctate con un mentor
Acercarte con un consejero puede darte la oportunidad de identificar tus virtudes pero también lo que estás haciendo mal, tus puntos ciegos y algunos consejos para ser mejor en tu carrera. Un mentor puede ayudarte a acelerar tu progreso. Prepara algunas preguntas y charla un tiempo de vez en cuando.

Crece en habilidades
Si ya sabes las cosas que no estás haciendo bien en tu trabajo, entonces busca la forma de aprender nuevas habilidades que sean relevantes para tu industria. Hay tantos recursos disponibles en Internet, como audiolibros, podcasts, tutoriales de YouTube, todo sirve en el plano profesional. Si tu bolsillo lo permite, busca algunos cursos, diplomados o carreras que te permitan crecer incluso cuando pasas tu día completo en casa.

Sueña un poco
Cuando llega la pregunta clave de tu carrera: “¿Qué quiero de mi vida?”, es momento de analizar y soñar un poco sobre hacia dónde quieres ir. Si está buscando trabajo, pon atención a los anuncios e infórmate de los requisitos y calificaciones que necesitarás para avanzar en tu carrera o a donde realmente quieres llegar.