Cómo reconocer y cómo recuperarte del agotamiento de trabajar en casa

Conoce los signos pues tal vez sea el momento de que busques cómo mejorar tu vida

Cómo reconocer y cómo recuperarte del agotamiento de trabajar en casa
Si pierdes pista de las tareas, o no completas el trabajo a tiempo, podrías estar sufriendo por el estrés laboral.
Foto: Pexels

El cuerpo humano sabe cómo hablarnos, el estrés ha sido el peor enemigo de los profesionistas en las últimas décadas que por eso debes estar atento a las señales para saber cómo reaccionar ante el agotamiento de trabajar desde casa.

Los principales signos de agotamiento laboral, de acuerdo a Andrew Schwehm, psicólogo clínico del Hospital Bellevue en la ciudad de Nueva York, publicados en The Muse, son los siguientes:

* Pierdes pista de las tareas

* No completas el trabajo a tiempo

* Pasas por cambios de humor como irritabilidad, tristeza o enojo

* Experimentas síntomas de depresión, como desesperanza, pérdida de interés en las cosas que solías disfrutar o fatiga

* Te sientes desanimado o apático con el trabajo

* Duermes mal, experimentas insomnio o tienes problemas para conciliar el sueño

* Bebes más alcohol de lo normal o bebes para hacer frente

* Experimentas síntomas físicos como dolor de pecho, dolores de cabeza, aumento de la enfermedad, palpitaciones del corazón, mareos o desmayos o dolor gastrointestinal

Si has reconocido alguno de estos síntomas, tal vez sea el momento de que busques cómo recuperarte. Sobre todo porque la pandemia podría continuar por mucho más tiempo y el agotamiento puede ser un ciclo hasta convertirse en una condición crónica.

Toma el control de lo que puedas
Aunque busques que todo en tu entorno esté bajo control, debes reconocer lo que puedes cambiar en tu propia vida. Desarrolla una rutina para la hora de dormir, come mejor y prueba con la meditación.

Habla con tu jefe
Más allá de analizar si tu agotamiento es por tu trabajo o por otras cosas en tu vida, mantén una cercanía con tu jefe para hacerle saber cómo te sientes. Intenta identificar lo que podrías necesitar antes de hablarlo, tal vez solo necesites un horario flexible.

Crea límites y una rutina de trabajo
Piensa que puedes encontrar algunos convenios como trabajar solo durante las horas asignadas, no responder correos fuera de horario laboral, tomarte un descanso para comer lejos de tu computadora, un descanso de 15 a 30 minutos todos los días o trabajar en horas flexibles.

Conéctate con alguien
Aunque ahora debemos mantener la sana distancia, no te aísles demasiado de las personas. La distancia puede crear mucha soledad, habla con alguien sobre cómo te sientes, lo que pasa en tu cabeza, busca a algún amigo para ponerte al día por teléfono o incluso busca terapia para sentir alivio de saber que nunca estarás solo.