JBS, Tyson Foods, Cargill y Smithfield Foods, perderán miles de millones por pandemia

Además de las pérdidas económicas, más de 20.000 empleados de los frigoríficos se han contagiado de coronavirus

JBS, Tyson Foods, Cargill y Smithfield Foods, perderán miles de millones por pandemia
Un carnicero trabaja en una empacadora de carne en Santa Clara, California.
Foto: Brent Stirton / Getty Images

La pandemia de coronavirus ha sido especialmente devastadora para la industria de la carne. La industria podría enfrentar pérdidas de más de $ 20.000 millones de dólares en 2020.

La pandemia ha propinado dos golpes importantes en la cadena de suministro de carne. El primero fue cambiar los hábitos de los consumidores, incluidos los cierres de restaurantes y escuelas, que paralizaron todo un canal de distribución. El segundo impactó a la industria de una manera inimaginable; más de 20.000 trabajadores de plantas procesadoras de carne se enfermaron, 74 murieron y decenas de plantas se vieron obligadas a cerrar.

“No estoy seguro de que hayan entendido realmente cómo prepararse. Las plantas empacadoras de carne, por su propia, son extremadamente difíciles de manejar en una enfermedad como esta ”, dijo Derrell Peel, especialista en comercialización de ganado en la Universidad Estatal de Oklahoma.

El cierre de las plantas provocó que los precios al por mayor se duplicaran y los precios del ganado cayeran entre un 20% y un 30%. Y a medida que la demanda disminuía, los productores se quedaron con una cantidad sin precedentes de animales vivos. Algunos productores tuvieron que recurrir a la eutanasia.

El 28 de abril, el presidente Donald Trump invocó la Ley de Producción de Defensa para tratar de ayudar a la industria. Con ello, el trabajo de las plantas fue considerado como actividad esencial y tuvieron que permanecer abiertas. También se eximió a los gigantes de procesamiento de carne como JBS, Tyson Foods, Cargill y Smithfield Foods de la responsabilidad legal si los trabajadores se enfermaban.

Pese a ello, las preocupaciones sobre una recuperación larga y costosa persisten.

“¿Esto pasará una vez en un siglo? ¿Deberíamos responder en consecuencia o es algo que debemos adaptar para seguir adelante? Si creemos que esta situación va a estar con nosotros, entonces sí, es una cadena de suministro bastante frágil, principalmente porque nos hemos centrado en ofrecer a los consumidores lo que quieren, alimentos de alta calidad al precio más barato posible “, dijo Joe Parcell, director de aplicación ciencias sociales y profesor de gestión de agronegocios en la Universidad de Missouri.