¿Podría estar debilitandose el marketing de influencers?

En abril de 2020, el número de influencers en Instagram que colaboraron con marcas utilizando menciones pagadas disminuyó 30% en comparación con abril de 2019

Las redes sociales ya se llenaron de influencers, lo que hace que los clientes comiencen a cansarse de tanta publicidad encubierta.
Las redes sociales ya se llenaron de influencers, lo que hace que los clientes comiencen a cansarse de tanta publicidad encubierta.
Foto: Pexels

A pesar del impacto económico de la pandemia, el marketing de influencers no ha desaparecido, pero es posible que este modelo de trabajo tenga los días contados entre las marcas y sus presupuestos de publicidad.

Durante los últimos años, en las redes sociales se ha mantenido como centro de atención la figura de los influencers, estos personajes que por su popularidad y sobre todo sus miles de seguidores, muestran su vida personal a cambio de muchos likes y patrocinio de marcas.

Sin embargo recientemente muchas de estas marcas se han encontrado con que no consiguen los resultados esperados en sus campañas. Los motivos son tantos y tan variados, que claramente la estrategia está resultando un nuevo problema para estas figuras de Internet.

Primero porque muchos de estos influencers cuentan con servicios que se encargan de hacer crecer sus cuentas con falsos seguidores o interacciones ficticias. Aunque tenga grandes números, no hay buen resultado en las ventas del cliente.

El agotamiento de caras es otra posible causa. El boom de los influencers creció tanto que en la actualidad TikTok, Facebook, Instagram, YouTube y otras redes sociales ya se llenaron muchos de estos, lo que hace que los clientes comiencen a cansarse de tanta publicidad encubierta.

Socialbakers, empresa líder de marketing en redes sociales, dijo a Forbes que tanto la cantidad de contenido patrocinado publicado por influencers en Instagram, como la cantidad de marcas que se alían con influencers, disminuyeron significativamente en comparación con el año pasado. En abril de 2020, el número de influencers en Instagram que colaboraron con marcas utilizando menciones pagadas disminuyó 30% en comparación con abril de 2019.

Al tiempo que las marcas hacen frente a presupuestos de marketing más ajustados, los datos demuestran que están invirtiendo cada vez más en influencers con un menor número de seguidores.

Y a estos problemas, se suma una nueva medida en contra: el boicot publicitario contra Facebook, ya que a medida que aumenta la queja para que tome una postura más fuerte contra el discurso de odio, con más de 530 marcas que se han comprometido a suspender sus campañas al menos durante el mes de julio, algunos anunciantes también están presionando la pausa en las campañas de los influencers.

Mientras los influencers ya no resultan tan originales solo mostrando los productos, dejando muy corta la credibilidad y las opiniones, hay otras técnicas que no pierden efectividad sino que cobran fuerza en las redes sociales, como crear contenido escrito o audiovisual que resuelva las dudas de los clientes potenciales y generen confianza.

La estrategia es que, una vez vez que el usuario haya encontrado la marca gracias a los videos del influencer, resuelve sus dudas, tiene una experiencia positiva y cuando tenga una nueva inquietud, elegirá a ese influencer por encima de los demás.