Almacenes y tiendas de comestibles se preparan por miedo a nueva ola de coronavirus

Los minoristas han reconocido el impacto que ha tenido la pandemia en sus inventarios y quieren estar prevenidos
Almacenes y tiendas de comestibles se preparan por miedo a nueva ola de coronavirus
Las tiendas se preparan para el invierno y un rebrote de coronavirus.
Foto: Michael Loccisano / Getty Images

Los supermercados han comenzado reforzar su inventario antes de la próxima temporada de compras navideñas y como previsión para una posible segunda ola de contagios de COVID-19.

Según el Wall Street Journal, la Associated Food Stores ha comenzado recientemente a construir “paletas pandémicas” para garantizar que los productos de limpieza y desinfección estén disponibles en sus almacenes para prepararse para la alta demanda hasta fin de año.

“Nunca más operaremos sin estar preparados para algo como esto”, dijo Darin Peirce, vicepresidente de operaciones minoristas de la cooperativa de más de 400 tiendas en una nota de Fox Busniness.

Además, el director ejecutivo de Hy-Vee, Randy Edeker, que supervisa una cadena de más de 240 supermercados en el Medio Oeste, le dijo al Journal que la compañía está almacenando productos adicionales de desinfección, limpieza y papel cuando es posible.

Ahold Delhaize, propietario de las cadenas Giant y Food Lion, que dijo que almacenará entre un 10 y un 15% más de inventario que antes de la pandemia para asegurarse de que no se agoten los artículos.

Las tiendas de comestibles no son las únicas preocupadas por la posible escasez, ya que los productores de alimentos también han revelado que también se están abasteciendo de sus productos más populares.

El director ejecutivo de Hormel Foods, James Snee, señaló que si bien la compañía no tiene brotes de COVID-19 entre sus trabajadores, ya comenzó con “aumentos significativos” en algunos de los artículos de su tienda central, como pepperoni, tocino y SPAM, ya que la compañía busca mitigar el riesgo de desabasto por una posible segunda ola del virus.

Mientras tanto, el director ejecutivo de Sopas Campbell’s, Mark Clouse, dijo que la recuperación total del inventario está “a la mitad”. Señaló que la compañía está enfocada en abastecerse de sus marcas de sopas, así como bocadillos populares antes de la temporada de invierno. Campbell’s espera restaurar por completo su inventario dentro de la primera mitad del periodo vacacional.

Walmart también ha reconocido el impacto que la pandemia ha tenido en su inventario y señaló que trabaja para reabastecer su sección de comestibles.

“¡Quién hubiera pensado que iba a venir na pandemia! Probablemente habría sido útil tener un poco más de inventario. Hemos tratado de ponernos al día durante el segundo trimestre y algo en el tercer trimestre”, señala el director financiero de Walmart, Brett Biggs.

Actualmente hay más de 7 millones de casos confirmados de COVID-19 en los Estados Unidos y más de 200,000 personas han muerto a causa del virus, según la Universidad Johns Hopkins.