Cómo iniciar tu negocio de bienes raíces sin tener experiencia

Piensa lo que buscas de este negocio, ¿dinero extra, ganar más para jubilarte pronto o tener un empleo que dará trabajo a otras personas?

Hay ventajas y desventajas de las ubicaciones de los inmuebles, así que piensa en la que mejor funcione para ti, ya sea porque está cerca de tu casa, porque no es tan costoso el vecindario, porque son accesibles que la vean los clientes, entre otras.
Hay ventajas y desventajas de las ubicaciones de los inmuebles, así que piensa en la que mejor funcione para ti, ya sea porque está cerca de tu casa, porque no es tan costoso el vecindario, porque son accesibles que la vean los clientes, entre otras.
Foto: Pixabay

Justo cuando la pandemia hizo estallar el sector inmobiliario en Estados Unidos, muchas personas están decidiendo qué hacer para incrementar sus ingresos pasivos y parece que de nueva cuenta los bienes raíces salen al rescate de muchas personas.

En el país existen 22 millones de propiedades de alquiler, de los cuales más de 16 millones pertenecen a inversores inmobiliarios individuales. ¿Es este motivo suficiente para dedicarte a la inversión inmobiliaria? Ahora veamos cómo lograrlo sin tener experiencia.

Paso 1: Inicia aprendiendo de todo
Empieza este reto buscando a otros inversores experimentados, sobre todo porque los errores en esta industria cuestan miles de dólares. Lee libros, escucha podcasts, busca un mentor y comienza a establecer contactos con otros inversores en tu área.

Paso 2: Establece una meta
Piensa lo que buscas de este negocio, ¿dinero extra, ganar más para jubilarte pronto o tener un empleo que dará trabajo a otras personas? Apunta bien tus metas a corto y largo plazo que puedas controlar y así saber si tus objetivos están a la par de tu inversión.

Paso 3: Elige una estrategia de inversión inmobiliaria
No todo es adquirir una vivienda unifamiliar para invertir en bienes raíces, hay otras alternativas que pueden hacerte ganar dinero, como el crowdfunding inmobiliario, el alquiler de una parte de tu propiedad, arreglar casas para venderlas más caras, entre otras fórmulas.

Paso 4: Decide cuánto dinero necesitas
Cada estrategia de inversión inmobiliaria tiene su propio precio inicial. La venta al por mayor y el crowdfunding casi no requieren capital inicial, mientras que la inversión en algunos mercados populares puede requerir transacciones al 100% en efectivo.

Paso 5: Arma tu plan de negocio
Si ya elegiste tu meta, tu estrategia y tienes el dinero que vas a invertir, entonces realiza un plan para lograrlo. Debe incluir una cronología, el mercado deseado, plan de marketing, criterios de propiedad, las opciones del financiamiento y sobre todo las estrategias de salida y planes de respaldo.

Paso 6: Comienza a ahorrar
No todo tiene que ver de un banco, también otras formas de tener el dinero para iniciar este negocio. Puedes recortar gastos y empezar a reunir de tus ingresos, recaudar fondos o incluso vender algunas cosas.

Paso 7: Piensa bien en las ubicaciones
Hay ventajas y desventajas de las ubicaciones de los inmuebles, así que piensa en la que mejor funcione para ti, ya sea porque está cerca de tu casa, porque no es tan costoso el vecindario, porque son accesibles que la vean los clientes, entre otras.

Paso 8: Analiza las ofertas
Ya que consideraste que esa propiedad cumple con los estándares de ubicación, entonces debes definir si es una buena oferta. Hay algunas reglas que puede seguir con la propiedad para determinar si la propiedad tiene sentido y el precio máximo por el que puede comprarla.

Paso 9: Compra tu primera oferta
Prepárate para negociar con el vendedor, dar una revisión minúscula a la vivienda y decide la opción de financiación. Una hipoteca convencional es la ruta más popular, pero también puedes obtener un refinanciamiento en efectivo de tu vivienda actual, un préstamo de dinero fuerte o un préstamo de cartera.