Cómo ser un buen líder y no despedir a tus empleados en plena crisis

Este es un momento para mostrar empatía, en lugar de mantener una distancia emocional con tus empleados.

Cómo ser un buen líder y no despedir a tus empleados en plena crisis
Antes de los despidos, considera todas las opciones no obvias para reducir costos. 
Foto: Tim Mossholder / Pexels

Tienes un negocio o empresa, y por el impacto económico del Covid-19 piensas en despidos a un corto plazo, detente un momento para meditar sobre tu liderazgo con estas acciones que te pueden ayudar a manejar mejor la situación.

Las decisiones sobre las empresas siempre corren a cargo de los líderes, y son ellos quienes deben manejar los efectos económicos de esta crisis para buscar salir con más fuerza que nunca. Por eso, hoy más que nunca debes demostrar tu capacidad para poder evitar la caída.

Comunícate abiertamente
En vez de dejar que tus empleados especulen sobre lo que podría venir para ellos, se completamente claro sobre la salud financiera de la empresa y comenta los objetivos que tendrán prioridad. Si tu intención es salvar los empleos mientras cumples con tus convenios bancarios, dilo a los trabajadores. Si se trata de realizar una serie de cambios para reforzar la seguridad laboral, aclara que estás priorizando esta decisión sobre otros cambios más lentos.

Comparte el dolor
Si estás haciendo recortes para ahorrar pérdidas de trabajo, debes liderar con el ejemplo y hacer recortes que afecten tu propio día a día también. Si no lo haces, existe el peligro de que tu personal se sienta mal. Como CEO, tú debes tomar el mayor corte de sueldo de la compañía.

Considera ideas de los empleados
Suena un poco extraño abrir el espacio para las ideas de tus empleados sobre lo que debes hacer con tu negocio, pero al final de todo puede ayudarte a mejorar tu posición como líder. No temas en que puedan pensar que no tienes control de lo que pasa, pero esta acción puede ayudar a defender los procesos de recuperación entre todos.

Revisa todas las opciones
Antes de los despidos, considera todas las opciones no obvias para reducir costos. Una semana laboral de cuatro días, trabajar medio tiempo, etc. Esto puede ayudar si saben que hacerlo les ahorrará su despido. Cuando dejas claro que tu objetivo es no correrlos, es posible que los empleados sean susceptibles a los sacrificios personales.

Actúa en frío
Ser un líder en tiempos turbulentos puede ser estresante. Si actúas demasiado rápido, podría resultar que exageraste. Si actúas demasiado lento, el negocio podría caer. Actúa con capacidad para mantener la calma en una situación crítica. Este es un momento para mostrar empatía, en lugar de mantener una distancia emocional con tus empleados. Lidera con compasión, especialmente para los miembros más vulnerables de tu empresa.