“Estados Unidos está en marcha”: Qué dijo Joe Biden en el Congreso durante la presentación del American Families Plan

El presidente destacó los logros de los primeros 100 días de su mandato, reiteró el aumento de impuestos a los más ricos y agregó que Estados Unidos será el arsenal del mundo contra el COVID

“Estados Unidos está en marcha”: Qué dijo Joe Biden en el Congreso durante la presentación del American Families Plan
Tiempos de esperanza. El presidente Joe Biden escoltado con la vicepresidenta Kamala Harris y la líder de los demócratas en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.
Foto: Chip Somodevilla / Getty Images

Durante la presentación del American Families Plan ante el Congreso, el presidente Joe Biden destacó las acciones de su gobierno en los primeros 100 días de mandato para reducir la pobreza infantil, crear empleos y poner a los Estdos Unidos nuevamente en marcha. El mandatario pronosticó un crecimiento del 6% para el país durante este año.

“Gracias al Plan de Rescate Estadounidense, estamos en camino de reducir la pobreza infantil en Estados Unidos a la mitad este año“, dijo enfático. “Heredé un país que estaba en crisis, con la peor pandemia en un siglo, la peor crisis económica desde la Gran Depresión, el peor ataque contra la democracia desde la Guerra Civil. Ahora, tras solo 100 días, puedo decir: Estados Unidos vuelve a estar en marcha”.

Más allá de sus propuestas económicas, el discurso del presidente fue emotivo. Escoltado por la vicepresidenta Kamala Harris y la líder de los demócratas en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, mantuvo siempre un semblante tranquilo y una y otra vez repitió que la prioridad de su administración es crear empleos para los estadounidenses: “Durante demasiado tiempo no hemos usado la palabra más importantes cuando se trata de enfrentar la crisis climática: trabajos, trabajos, trabajos”, expresó con emoción, ante la ovación de sus correligionarios.

El presidente defendió la creación del American Jobs Plan, al que llamó el esfuerzo más grande desde la Segunda Guerra Mundial.

“Propuse el plan, una inversión única en una generación en Estados Unidos. Este es el plan de empleo más grande desde la Segunda Guerra Mundial”.

Además, volvió a llamar a subir el salario mínimo a $15 dólares la hora: “Nadie que trabaje 40 horas a la semana debería vivir bajo el umbral de la pobreza”. El presidente pidió terminar con la disparidad de salarios entre hombres y mujeres.

Biden reiteró que no aumentará impuestos a los estadounidenses de bajos recursos y señaló que es la hora de que los más ricos paguen lo justo.

“No estableceré ningún aumento de impuestos a las personas que ganen menos de $400,000 dólares (anuales), pero es hora de que las empresas y el 1% más rico de los estadounidenses comiencen a pagar su cuota justa. Solo lo justo”.

El tema migratorio no estuvo ausente de su discurso: “El primer día de mi presidencia cumplí mi compromiso y envié una propuesta de reforma migratoria al Congreso (que legalizaría a millones de indocumentados)… Si quieren resolver el problema, aprueben la propuesta que les envié”.

Biden terminó su discurso con un mensaje de orgullo patriótico: “Somos Estados Unidos. No hay nada, nada, que esté por fuera de nuestra capacidad, no hay nada que no podamos hacer si lo hacemos juntos”.