Miles de estadounidenses esperan segundo cheque estímulo para tomar vacaciones

Cientos de personas visitan las playas de Miami Beach este miércoles.

Cientos de personas visitan las playas de Miami Beach este miércoles. Crédito: Giorgio Viera | EFE

Una encuesta reveló que casi la mitad de los estadounidenses considerarían planear vacaciones si recibieran un segundo cheque de estímulo.

De acuerdo con la firma de servicios financieros IPX 1031, que encuestó a 2,207 estadounidenses de entre 18 y 79 años a principios de julio, el 49% de los consultados dijeron que sería muy probable que planearan su primeras o segundas vacaciones este año si llegaran a recibir otro cheque de estímulo del gobierno federal. Un 27% de los consultados ya ha tomado de vacaciones desde el inicio de la pandemia.

Algunos asesores financieros dijeron a CNBC, que probablemente esa no sea la mejor manera de gastar el dinero

El analista financiero Douglas Boneparth, presidente de Bone Fide Wealth, una consultora con sede en Nueva York, dijo que los resultados de la encuesta le parecieron “interesantes”, considerando que el estímulo fue diseñado “para asegurar que las personas puedan pagar sus facturas”.

“Si mis clientes recibieran un cheque de estímulo, recomendaría que lo mantuvieran en efectivo si necesitan apuntalar la liquidez y sentirse bien ante un futuro muy incierto”, dijo.

Tim Maurer, director de desarrollo de asesores de Buckingham Wealth Partners, con sede en Charleston, Carolina del Sur, recomienda a los estadounidenses que reciban su segundo estímulo retrasar compras importantes, guardar el efectivo y ampliar las líneas de crédito.

“Esas son tres recomendaciones sólidas si lo que buscas es seguridad en estos tiempos inciertos … Ir de vacaciones no está entre ellas”, agregó.

Por otro lado, si no has perdido tu trabajo ni has tenido que echar mano de tus ahorros y no prevés que necesitarás el cheque de estímulo para lo esencial, usa mejor su criterio, dice Boneparth.

“En última instancia, animaría a cualquiera que consiga cualquier suma de dinero a que analice cuáles son sus objetivos financieros para que puedan asignar ese dinero de la mejor manera posible. Si se trata de unas vacaciones o un gasto relacionado con mantenerse cuerdo durante estos tiempos, hay un buen argumentos, pero ciertamente hay riesgos para la salud a considerar”.

Por su parte, Maurer estuvo de acuerdo en que después de meses de encierro en casa, las consideraciones de salud mental como “desahogarse un poco o relajarse con unas vacaciones” podrían ser tan valiosas como las económicas.

“Tal vez haya una fusión de los dos: tal vez planeaba irse de vacaciones, ya estaban presupuestadas y necesariamente se cancelaron, por lo que planea otras vacaciones que no sean tan costosas para ahorrar algo de dinero en el proceso. Tu salud mental es tan importante como tu salud física y financiera.

“¿Quién soy yo para juzgar si eliges gastar parte de ese segundo cheque de estímulo en unas vacaciones?”, añadió Maurer.

En su estudio, IPX 1031 encontró que, en estos días, el aumento de la salud mental podría no depender de de unas vacaciones.

“El COVID-19 ha alterado la forma en que los estadounidenses han vacacionado este verano”, dijo el portavoz de IPX 1031, Collin Czarnecki, “son muchos más cautelosos y están estresados ​​antes, durante y después de un viaje. Tomar unas vacaciones puede volverse contraproducente cuando las empresas o las atracciones están cerradas y el distanciamiento social siempre está en tu mente”.

La encuesta de IPX 1031, entre vacacionistas, reveló que el 20% no pudo relajarse por completo; el 27% sintió estrés durante las vacaciones; el 62% se arrepiente de haberse ido de viaje; el 83% gastó menos en sus vacaciones.

Entre los encuestados que aún planean viajar, IPX 1031 encontró que al 58% le preocupa no poder relajarse; el 62% acortará su viaje; el 71% se preocupa por el estrés o la ansiedad durante las vacaciones.

La firma también descubrió que el 59% de los vacacionistas revisó el correo electrónico del trabajo mientras estaba fuera o planeaba hacerlo, y el 85% trabajó de forma remota desde su lugar de descanso.

“Ahora, más que nunca, las personas son prescindibles en sus trabajos, lo que lleva a más personas a no desconectarse de su trabajo, incluso durante las vacaciones”.”, dijo el portavoz de IPX 1031 Matt Zajechowski.

Maurer llama a la precaución y la prudencia, incluso hasta el punto de quedarse en casa. “Con la incertidumbre de los tiempos en los que vivimos, recomiendo que la gente reduzca sus vacaciones, que ‘vacaciones en casa’, para que también pueda tener un poco más de paz y dinero adicional para lo que no podemos predecir”.

En esta nota

cheque de estímulo

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain