Qué necesitas para lograr un puesto como mecánico de mantenimiento sin experiencia

Cuando los clientes solicitan un mecánico, este debe tener la virtud de ser muy bueno para encontrar y dar solución a los problemas

Qué necesitas para lograr un puesto como mecánico de mantenimiento sin experiencia
Un mecánico de mantenimiento debe apreciar el trabajo detallado, así que debes tener muy buen ojo y precisión a lo que está afectando la máquina.
Foto: Pixabay

Si has tenido un poco de experiencia en inspección, reparación y mantenimiento de equipos, entonces deberías especializarte como mecánico, para empezar a hacer carrera en esta profesión e ir cobrando más en cada paso que te vuelvas un experto.

Lo primero que necesitas saber es que no importa si vas iniciando en esto, los mecánicos de hoy en día siempre suelen sentirse cómodos con las herramientas analógicas, así como con los modernos sistemas electrónicos y de computadoras, siempre valiéndose de algunas habilidades que debes incluir en tu currículum.

Habilidades técnicas
Puedes empezar con los conocimientos de escuelas técnicas, escuelas de comercio y colegios comunitarios que tienen programas de certificados y títulos para convertirse en mecánicos. Los programas pueden demorar entre seis meses y dos años para finalizar, dependiendo del certificado o título que se busca.

Orientado al detalle
Un mecánico de mantenimiento debe apreciar el trabajo detallado, así que debes tener muy buen ojo y precisión a lo que está afectando la máquina. Esa lectura precisa puede ser la diferencia entre ganar unos cuantos dólares o tal vez miles.

Encuentra soluciones
Cuando los clientes solicitan un mecánico, este debe tener la virtud de ser muy bueno para encontrar y dar solución a los problemas de su maquinaria. Trabaja arduamente para que tu experiencia pueda darte buena visión de diagnóstico.

Habilidades físicas
No tengas temor de entrar en espacios reducidos, trepar a áreas elevadas o realizar tu trabajo de mantenimiento en condiciones extenuares, como calor extremo o frío abrumador. Este parece ser una de las habilidades más recurrentes entre los expertos de las máquinas.

Trabajo bajo presión
Para muchas empresas y clientes, el tiempo de reparación debe ser tan mínimo como se pueda, por eso debes pensar todo el tiempo en que tú eres esa pieza clave que necesita tu empleador para reanudar su operación. Trabajar bajo presión es otra de las virtudes que todo buen mecánico debe tener.

Versatilidad
No pienses que solo debes aprender de una máquina, es mejor si aprender a dar mantenimiento a varias, de diferente industria. Aprende todo lo que puedas sobre equipos antiguos y nuevos, tu trabajo es esencial para muchas personas y esto sin duda puede volver tu currículum como una pieza de alto valor.