Cómo detectar una estafa de cheques falsos

De acuerdo a la Comisión Federal de Comercio en 2019 se defraudaron $28 millones de dólares por este engaño

Cómo detectar una estafa de cheques falsos
Los jóvenes universitarios son los más vulnerables a esta estafa.
Foto: Donald Tong / Pexels

A pesar de que cada año los servicios bancarios avanzan en sus sistemas de seguridad con mayores herramientas de control incluso desde los dispositivos móviles de los usuarios, la estafa que más dinero defrauda entre la población es la de los cheques falsos, considerado uno de los engaños más viejos ligados a la banca, pero que sigue siendo redituable para las bandas del crimen organizado.

De acuerdo a cifras de la Comisión Federal de Comercio de los Estados Unidos (FTC por sus siglas en inglés), este fraude implicó estafas acumuladas por más de 28 millones de dólares en 2019, cifra que representa una pérdida en promedio de $2,000 dólares por cada caso y que se ha incrementado en un 65% desde 2015 y cuyo mayor sector de la población afectada paradójicamente son los jóvenes en su etapa de estudiantes universitarios.

“Los cheques falsos son una táctica utilizada con una serie de argumentos”, explicó Emma Fletcher, analista de programas de la división de respuesta y operaciones del consumidor de la FTC en entrevista para CNBC. “Pero siempre hay dos elementos comunes: un cheque que tienes que depositar y una explicación plausible de por qué debes desprenderte de parte de él”, agregó.

Te puede interesar:

·5 señales de que están usando tu declaración de impuestos para estafarte

Según las autoridades, las estafas implican que las potenciales víctimas acepten depositar un cheque a su cuenta bancaria para después, cuando el recurso está disponible un par de días después, transferir una parte a otra persona o empresa de alguna forma, poco tiempo antes de que el banco descubra que el cheque es falso y revierte el depósito, momento en el que se concreta la estafa.

Uno de los principales inconvenientes es que los bancos pueden tardar incluso semanas en detectar un cheque falso. “Un consumidor puede tener dudas, pero cuando ve el dinero en su cuenta confía en que realmente está ahí”, reconoció Fletcher. “La gente nunca piensa que está enviando dinero a un estafador”.

En 2019, cerca de la mitad de las estafas de cheques falsos denunciadas correspondieron a una oferta de trabajo, mientras que un 18% se trataba de alguna venta por internet, siendo los argumentos de engaño más frecuentes los siguientes casos de acuerdo a la FTC:

Comprador encubierto

Los estafadores fingen contratar personas para que actúen como compradores encubiertos y les dicen que su primera tarea es evaluar a un comerciante que vende tarjetas de regalo, órdenes de pago o un servicio de transferencias de dinero como Western Union o MoneyGram. El comprador recibe un cheque con instrucciones de depositarlo en una cuenta bancaria personal y transferir un monto a otra persona. Pero después de que se transfiere el dinero, la persona que lo recibe puede desaparecer.

Asistentes personales

La gente presenta solicitudes en línea y la contratan como asistentes personales. Estas personas reciben un cheque y les dicen que usen el dinero para comprar tarjetas de regalo o para comprar equipos o materiales para su nuevo cliente. Una vez que los estafadores reciben los números del PIN de la tarjeta de regalo, la usan instantáneamente, y cuando el banco se da cuenta de que el cheque es falso, el “asistente personal” se queda con las manos vacías.

Publicidad móvil

A la gente interesada en hacer publicidad con vinilos para carros le dicen que depositen cheques y que les envíen dinero a los instaladores inexistentes del arte.

Cobro de premios

A los “ganadores” de sorteos les dan cheques y les dicen que envíen dinero para cubrir los impuestos, los cargos de envío y despacho o cargos de procesamiento. Pero no es así como funcionan los sorteos legítimos.

Sobrepagos

Alguien que le está comprando algo en internet le envía un cheque “accidentalmente” por un monto que supera su precio y le pide que le devuelva la diferencia.

La forma más fácil de evitar ser una víctima de esta estafa es nunca aceptar un cheque de alguien desconocido, ya que estos pueden llegar en varias formas, ya sea como cheques personales, de negocio, de caja, giros, órdenes de pago e incluso emitidos electrónicamente.

A recomendación de las autoridades, si se cree ser víctima de una estafa por cheque falso, el hecho debe ser reportado ante la Comisión Federal de Comercio (FTC), el Servicio de Inspección Postal (USPIS) o el Fiscal General del estado.