En abril se crearon 266,000 nuevos puestos de trabajo en Estados Unidos: por qué esta tasa de crecimiento es “baja”

A pesar de la recuperación de empleo en sectores como el restaurantero, durante abril hubo una perdida de trabajo considerable en rubros como la mensajería y entre los asesores empresariales

En abril se crearon 266,000 nuevos puestos de trabajo en Estados Unidos: por qué esta tasa de crecimiento es “baja”
La industria restaurantera agregó 187,000 nuevos empleos en abril.
Foto: BRYAN R. SMITH / Getty Images

La economía de Estados Unidos sumó 266,000 puestos de trabajo en abril, pero la tasa de desempleo se elevó al 6.1%, un resultado que cayó muy por debajo de las expectativas y expuso brechas inesperadas en una recuperación que algunos economistas temían que se “recalentara” al recuperarse demasiado rápido.

“El informe de hoy muestra que no habrá una solución de la noche a la mañana para los millones que siguen desempleados. La economía de Estados Unidos aún tiene un largo camino por recorrer en su recuperación. Y para aquellos que temían que la economía de Estados Unidos se sobrecalentara, el mayor riesgo puede ser que no esté bien cocida”, dijo Josh Lipsky, analista de The Atlantic Council.

Los economistas esperaban un millón de nuevos puestos de trabajo en el informe de abril y una caída en la tasa de desempleo, aunque algunas consultoras habían proyectado aumentos de hasta 1.3 millones.

La tasa de desempleo se mantuvo significativamente elevada entre algunas minorías raciales: 9.7% entre los afroamericanos y 7.9% para los hispanos, en comparación con el 5.7 de los asiáticos y el 5.3 por ciento de los blancos.

En términos netos, la totalidad del crecimiento del empleo de abril podría atribuirse a la recuperación en el sector del ocio y la hospitalidad que agregó 330,000 puestos de trabajo, 187.000 de los cuales fueron por la reapertura y aumento de la capacidad de restaurantes y bares.

Ese aumento fue compensado por pérdidas en otros sectores como la asesoría empresarial temporal, que perdió 110,000; mensajería y reparto 77,000; manufactura perdió 18,000 puestos de trabajo, y el comercio minorista, que vio partir 15,300.

El informe del Departamento de Trabajo publicado el viernes representa el primer mes del segundo trimestre, cuando los economistas esperaban ver algunas de las tasas de crecimiento más altas en décadas.

La desaceleración en el crecimiento del empleo se produjo incluso cuando el Plan de Rescate Estadounidense que el presidente Biden firmó en marzo comienza a reflejarse en la economía, con las prestaciones por desempleo ampliadas y los cheques de estímulo de $1,400 dólares.

Los simpatizantes demócratas dijeron que el informe de abril es una muestra de que la economía necesita un impulso mayor, en referencia a los planes de infraestructura y ayuda familiar que ha propuesto Biden.

“Pregúnteme de nuevo por qué necesitamos los planes de empleo y ayuda a las familias estadounidenses”, dijo Zac Petkanas, asesor principal de Invest in America, un grupo que aboga por inversiones importantes en infraestructura.

Los republicanos, por su parte, dijeron que la desaceleración del crecimiento en el empleo es una señal de que el enfoque económico de Biden no está funcionando.

“Este es el efecto directo de la administración de Biden pagando a la gente más para NO trabajar”, tuiteó el Comité de Estudio Republicano, un grupo conservador de la Cámara.

“La determinación de @POTUS de gastar más que cualquier otro presidente en la historia continuará aplastando nuestra economía”.

Mike Fratantoni, economista jefe de la Asociación de Banqueros Hipotecarios, señaló a los informes sobre los desafíos de la cadena de suministro y la escasez de mano de obra como parte del problema.

“Seguimos esperando un fuerte crecimiento del empleo y la demanda de vivienda durante el resto del año, pero este informe sugiere que la tasa de mejora en el mercado laboral será mucho menos consistente de lo que sugerirían otros indicadores”, dijo.