Por qué las mujeres latinas son el grupo social peor pagado de Estados Unidos

Expertos describen que esta desigualdad se da por motivos en torno al sexismo y al racismo. La mediana de los salarios semanales de las mujeres latinas resulta 26% menor que la de las mujeres blancas, al tiempo que es 47% menor que la de un hombre blanco

Las mujeres latinas que se desempeñan en cargos de mucamas o conserjes y solo ganan $0.61 por cada dólar pagado a un hombre blanco en la misma tarea.
Las mujeres latinas que se desempeñan en cargos de mucamas o conserjes y solo ganan $0.61 por cada dólar pagado a un hombre blanco en la misma tarea.
Foto: Pexels

Las mujeres latinas en Estados Unidos son las más damnificadas de todo el país a nivel salarial. Según datos de 2019 la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos, la mediana de sus salarios semanales resulta 26% menor que la de las mujeres blancas, al tiempo que es 47% menor que la de un hombre blanco. Eso sin contar que, además, también está 15% abajo que la de sus compatriotas latinos varones, quienes a su vez se ubican en el fondo de la lista salarial como el grupo étnico-social peor pago entre los hombres.

Siendo más específicos, la mediana salarial por semana de las mujeres latinas en 2019 era de solo $642 dólares, frente a $840 de las mujeres blancas, superadas solamente por las asiáticas con una mediana semanal de $1,025. A mitad de tabla figuran las afro-americanas con $704. La misma lógica se reproduce entre los hombres, aunque con salarios mayores en aproximadamente un 18% respecto de las mujeres. Para los varones latinos, la mediana salarial es de $747. Un poco más allá están los afro-americanos, con $789. Quienes más ganan son los hombres asiáticos, con una mediana de $1,338, seguidos por los blancos, con una mediana semanal de $1,036.

Esta brecha salarial demuestra una realidad alarmante para las mujeres latinas, que da cuenta de una discriminación de doble anclaje: de género, frente a sus pares varones, y étnico-social, frente a sus pares blancas.

Expertos describen que esta desigualdad se da por motivos en torno al sexismo y al racismo que a menudo les impiden ser promovidas a cargos de mayor liderazgo donde muestren mejor desarrollo profesional.

Esta disparidad tiene consecuencias a lo largo de la vida y a la hora de cuantificar su retiro. Si una trabajadora hispana cumple una carrera laboral de 40 años, podría haber dejado de ganar alrededor de $1,163,920 dólares, según datos del National Women’s Law Center (NWLC).

Un ejemplo de esta diferencia notoria es que si bien las hispanas representan el 7% de la fuerza laboral general, ellas representan el 22% de todos los trabajadores de cuidado infantil en Estados Unidos… y solo ganan $0.88 por cada dólar que cobran los hombres blancos en la misma ocupación.

O qué decir de las cajeras o las vendedoras minoristas, que ganan $0.76 por cada dólar del hombre blanco en el mismo rol, o de las mujeres latinas que se desempeñan en cargos de mucamas o conserjes y solo ganan $0.61 por cada dólar pagado a un hombre blanco en la misma tarea.

La pandemia ha realizado estragos en este grupo. Hacia septiembre de 2020, una de cada nueve mujeres latinas se calculaba había quedado desempleada. Jasmine Tucker, directora de investigación de NWLC, dijo en entrevista con CNBC que esto genera una crisis social sin precedentes para este grupo que ya luchaba por mantenerse a flote antes de la pandemia. Según la especialista, garantizar que las latinas lograran recuperarse del golpe de la pandemia y no quedaran rezagadas ameritaría que el gobierno tomara alguna decisión enfocada a ayudar con cuidado infantil asequible, amén de que se unieran a los distintos sindicatos y hacer respetar sus derechos sociales y salariales.