¿Qué contiene el plan de infraestructura y creación de empleo que presentará el presidente Biden en Pittsburgh?

El presidente presentará este miércoles en Pittsburgh la iniciativa de infraestructura “Build Back Better”, eje de su gobierno para la recuperación económica

Lugar simbólico. La campaña presidencial de Biden dio inicio en Pittsburgh, donde hoy lanza su programa de recuperación económica.
Lugar simbólico. La campaña presidencial de Biden dio inicio en Pittsburgh, donde hoy lanza su programa de recuperación económica.
Foto: Drew Angerer / Getty Images

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, eligió Pittsburgh, Pensilvania, para dar a conocer la primera parte de su programa de recuperación económica conocido como “Build Back Better”, un plan multianual que es esperado, principalmente, por la propuesta de inversión en infraestructura para reactivar la economía del país. Esta primera parte se llama “American Jobs Plan”, que en español remite a Plan de Trabajo Americano.

A mediados de abril, el presidente anunciará la segunda parte de su plan de recuperación económica, enfocada en ayudar a las familias con desafíos como los costos de atención médica, cuidado infantil y educación.

Un documento revelado el martes por la Casa Blanca indica que plan de infraestructura ayudará a Estados Unidos a fortalecerse para hacer frente a la competencia con China y sacar al país del puesto 13 que ocupa a nivel mundial en esa categoría.

“Este es el momento de reinventar y reconstruir una nueva economía. Invertir en Estados Unidos para crear millones de buenos empleos reconstruirá la infraestructura de nuestro país y posicionará a Estados Unidos para competir con China. Se invertirá en Estados Unidos de una manera que no hemos invertido desde que construimos las carreteras interestatales y ganamos la Carrera Espacial. Estas inversiones también permitirán a Estados Unidos a afrontar la crisis climática y avanzar hacia una economía de energía limpia”.

Otros aspectos clave del programa será la inversión en vivienda y servicios para los estadounidenses, “para que tengan acceso a Internet de banda ancha y agua limpia”.  También la inversión en investigación y desarrollo para que Estados Unidos se ponga a la vanguardia y pueda vender sus productos en todo el mundo.

Además de la creación de empleos bien remunerados, el programa de la administración Biden señala que “no va a dejar atrás comunidades que han sido excluidas sistemáticamente durante generaciones, como los afroamericanos y las comunidades rurales”.

En suma, el factsheet de la Casa Blanca resume el plan a presentar en seis puntos fundamentales:

1-Arreglar carreteras, reconstruir puentes, mejorar puertos, aeropuertos y sistemas de tránsito.

2-Entregar agua potable limpia, una red eléctrica renovada y banda ancha de alta velocidad a todos los estadounidenses.

3-Construir, preservar y modernizar más de dos millones de hogares y edificios comerciales, modernizar las escuelas e instalaciones de cuidado infantil de nuestra nación, y mejorar los hospitales de veteranos y edificios federales.

4-Solidificar la infraestructura de la economía de atención creando empleos y aumentando los salarios y beneficios para los trabajadores esenciales de cuidado en el hogar.

5-Revitalizar la fabricación, asegurar las cadenas de suministro estadounidenses, invertir en I+D y capacitar a los estadounidenses para los puestos de trabajo del futuro.

6- Crear empleos de buena calidad que paguen los salarios prevalecientes en lugares de trabajo seguros y saludables, al tiempo que garantizan que los trabajadores tengan una opción libre y justa para organizarse, unirse a un sindicato y negociar colectivamente con sus empleadores.

¿Aumento de impuestos?

La administración Biden propondrá reformas al código tributario para incentivar la creación de empleo y asegurar que las grandes corporaciones paguen su parte justa.

El documento de la Casa Blanca manifiesta la intención del gobierno de trabajar con una amplia coalición de miembros del Congreso para escuchar sus aportes e ideas, y determinar el camino a seguir, para hacer a Estados Unidos un país más competitivo.