Todo lo que (no) sabes sobre los autos eléctricos: marcas, modelos, costos, tiempos de recarga

El 2021 pasará a la historia como el año en que la industria automotriz pisó el acelerador a fondo para cambiar el panorama del mercado con decenas de marcas nuevas y centenares de modelos 100% eléctricos de los fabricantes tradicionales. Pero el flujo de información es tal que muchos consumidores todavía tienen grandes dudas.

En Austin, Texas, esta estación de recarga rápida, está ubicada en la calle Electric Dr. Foto: Cortesía Javier Mota.
En Austin, Texas, esta estación de recarga rápida, está ubicada en la calle Electric Dr. Foto: Cortesía Javier Mota.
Foto: Cortesía

La nueva oleada de marcas y modelos eléctricos nuevos está golpeando con fuerza en 2021 y aunque algunos consumidores ya están manejando por calles sin la preocupación del precio de la gasolina, otros apenas están explorando esta tecnología por primera vez y, lógicamente, tienen muchas dudas.

Para empezar, está la creciente lista de compañías o divisiones de compañías ya conocidas, creadas recientemente con el único propósito de poner en el mercado un nuevo modelo eléctrico, ya sea sedán, deportivo, SUV, camioneta pickup e incluso camiones de carga.

La lista incluye a Apple, Aspark, Bollinger, Byton, Canoo, Faraday Future, Fisker, Lucid, Pininfarina, Polestar y Rivian, entre las que están a punto de ofrecer a la venta sus modelos eléctricos.

Por supuesto, las conocidas como Audi, BMW, Cadillac, Chevrolet, Ford, Genesis, GMC, Honda, Hyundai, Jaguar, Kia, Lotus, Mazda, Mercedes-Benz, MINI, Nissan, Porsche, RAM, Subaru, Tesla, Volkswagen y Volvo.

Subaru Solterra 2023
El fabricante japonés Subaru mostró las primeras imágenes del Solterra, el primer SUV totalmente eléctrico de la marca cuyo debut mundial está previsto el próximo año. Foto: Cortesía Subaru.

Para aclarar algunas de las dudas entre los fabricantes y los consumidores, el sitio de finanzas personales ValuePenguin comisionó a Qualtrics para realizar una encuesta en línea con 2,050 conductores estadounidenses que se completó del 2 al 6 de agosto de 2021.

La encuesta se administró utilizando una muestra no basada en probabilidades y se utilizaron cuotas para garantizar que la base de la muestra representara a la población en general. Todas las respuestas fueron revisadas por investigadores para control de calidad.

Algunos de los resultados más relevantes incluyen:

  • El vehículo eléctrico soñado por los estadounidenses es, lo adivinaste, un Tesla, que se llevo el 19% de los votos. Las siguientes marcas de vehículos eléctricos de ensueño son BMW (9%), Ford (9%) y Chevrolet (8%).
  • En cuanto al estilo de carrocería el preferido es de un SUV, seguidos de cerca por los sedanes.
  • El 42% de los estadounidenses consideraría comprar un vehículo eléctrico en los próximos cinco años, pero casi un tercio no quiere comprar uno.
  • Los baby boomers serán más difíciles de convencer que los estadounidenses más jóvenes; 40% de los boomers no consideraría un vehículo eléctrico, en comparación con el 33% de los de la generación X, el 28% de los millennials y el 19% de los de la generación Z.
  • Una vez convencidos sobre la compra o lease de un auto eléctrico, las principales preocupaciones que tienen los consumidores sobre los vehículos eléctricos son, el costo, la duración de la batería, el alcance (rango) y el tiempo de re carga.

    Si bien el costo inicial es la principal preocupación, las percepciones negativas de los encuestados incluyen el riesgo de quedarse sin batería, la dificultad para encontrar una estación de carga y el tiempo que se tarda en recargar la batería.

    Massachusetts y Nueva York tienen una de las mayores diferencias de costos entre la propiedad de vehículos eléctricos y de gasolina. Oregon, por otro lado, es el lugar donde la diferencia de costo entre poseer estos vehículos es más favorable.

    Estación de recarga en New York
    Esta stación de recarga en el Parque Walt Whitman de Brooklyn, New York, utiliza un panel solar para generar energía. Foto: Cortesía Javier Mota.

    El 67% de los estadounidenses no sabe que el seguro de automóvil suele ser más caro para los vehículos eléctricos; en promedio, 39% más caro que el de un modelo equivalente a gasolina.

    Otras de las percepciones negativas sobre los autos eléctricos reveladas en la encuesta incluyen:

    • Más caro para comprar: 61%
    • Riesgo de quedarse sin batería 59%
    • Puede ser difícil encontrar una estación de carga 56%
    • La carga puede llevar tiempo 55%
    • Puede viajar menos distancia que los vehículos normales 34%
    • Menor elección de marca / modelo 33%
    • Aumento de los costos de servicios públicos debido a la carga en el hogar 32%
    • No se ajustan a mis necesidades 14%
    • No creo que haya desventajas 4%
    • Otro 2%
    • Del otro lado del especio, la lista de posibles beneficios que se cree ofrecen los vehículos eléctricos puede estar contribuyendo al aumento de la demanda.

      Por ejemplo, 61% de los consumidores dijo que cree que los vehículos eléctricos son mejores para el medio ambiente que los que queman combustible.

      A 54%vde los encuestados les gusta que los vehículos eléctricos sean responsables por menores gastos de uso de combustible. Y a más del 30% de las personas les gusta la idea de que produzcan menos emisiones nocivas (34%), operan más silenciosamente (31%) y pueden generar créditos fiscales para sus conductores (31%).

      Las percepciones positivas sobre los autos eléctricos en los resultados de la encuesta incluyen:

      • Mejor para el medio ambiente 61%
      • Gastos de combustible reducidos 54%
      • Evite respirar las emisiones 34%
      • Son más tranquilos 31%
      • Créditos fiscales 31%
      • Menos gastos de mantenimiento 22%
      • Más fácil de conducir 17%
      • Se ven geniales 15%
      • No creo que haya beneficios 11%
      • Lugares especiales de estacionamiento o carriles de autopista 10%
      • Otro 1%
      • Encuestas más, encuestas menos, lo más recomendable para todos los consumidores interesados en un auto eléctrico es empezar por una prueba de manejo, ya que según la revista Car and Driver, más de la mitad nunca se ha puesto al volante de uno, aunque tiene sus ideas claras al respecto.

        Resultados completos de la encuesta, clic aquí