Cómo puedes quitarte el miedo para comenzar a invertir

Buena parte de los temores de las personas al mundo de la inversión tiene que ver con el desconocimiento sobre cómo funciona el mercado y el rendimiento histórico

Tener miedo a invertir es normal hasta cierto punto, pero lo peor es no hacer nada por mejorarlo y comenzar.
Tener miedo a invertir es normal hasta cierto punto, pero lo peor es no hacer nada por mejorarlo y comenzar.
Foto: Shutterstock

Hay una sensación extraña cuando las personas contemplan la posibilidad de poner dinero a invertir, pero es el miedo el que los detiene. Los tabúes sobre cualquier tema tienen que ver por el desconocimiento en el mismo. Así que aquí queremos ayudarte a quitarte el miedo para que comiences tu proceso de inversión lo más pronto posible.

Cuando comenzó la guerra, los mercados cayeron; cuando comenzó la pandemia, los mercados cayeron; cuando hubo la crisis del 2007, los mercados cayeron. Siempre habrá circunstancias que influirán en la bolsa de valores y habrá un momento bajista. Pero la historia muestra recuperación.

El 20 de marzo de 2022, el S&P 500 alcanzó su punto más bajo, por la incertidumbre de lo que podría provocar la pandemia de Covid-19. Sin embargo, desde entonces, el índice ha registrado un rendimiento total, incluidos los dividendos reinvertidos, del 102%. Eso significa que en dos años y medio hubieras duplicado tu inversión.

Como ves, hay cosas que desconoces que te podrían motivar a invertir y no lo haces. Si quieres cambiar el miedo por acción, pon atención de estos consejos.

1. Teme a no invertir

La clave de la inversión radica en tu tolerancia al riesgo. Una cuenta de ahorros con un rendimiento anual de 0.01% es cero riesgosa y por eso los bancos garantizan ese crecimiento, pero eso es prácticamente nada. Para ponerlo en perspectiva, si pusieras $10,000 dólares, en 40 años sólo tendrás un rendimiento de $40 dólares.

Las inversiones son riesgosas, es cierto, pero a largo plazo tienes potencial de crecimiento formidable. Aunque los rendimientos esperados pueden variar y jamás se garantizan, una buena inversión tendrá un rendimiento histórico del 7%. Si invirtieras esos $10,000 dólares, en 40 años tendrías $150,000 dólares. ¿Es redituable o no?

2. Conoce la historia del mercado

Debes pensar la inversión con la cabeza fría. Las emociones aquí no funcionan y, por el contrario, te podrían hacer tomar decisiones impulsivas dañinas con tu dinero. Una forma de lidiar con esto es por medio del conocimiento.

Como lo dijimos al principio, la historia indica que hay recuperación del mercado, incluso en los momentos más difíciles. Morningstar analizó el desempeño del mercado de valores durante cada periodo de 1, 5 y 15 años desde 1926 hasta 2016, donde encontró que el 74% de los periodos de un año mostraron rendimientos positivos, el 86% de cinco años tuvieron ganancias y el 100% de los periodos de 15 años están por arriba. En pocas palabras, mantén tu dinero durante 15 años y tendrás ganancias.

3. Despacito, paso a pasito

Entre los tabúes, creemos que tenemos que invertir grandes cantidades de dinero para ver grandes resultados. Sí, lo puedes hacer; pero hoy en día es fácil invertir y con tan sólo pocos dólares, incluso centavos.

Otra de las claves de la inversión es la de invertir dinero de forma constante, más que de un sólo impulso. Por ejemplo, si tienes $12,000 dólares para invertir, pero tienes miedo de hacerlo, podrías dividirlo para ir metiendo esa cantidad poco a poco, lo que significa que inviertas $1,000 dólares por mes. Esto no sólo es bueno para quitarte el miedo, también puedes tener fortuna de que un mes compres más acciones que en otro. Distribuyes tu inversión y minimizas los riesgos.

También te puede interesar:

• Cómo duplicar una inversión de $1,000 dólares en 2022
• Cómo afecta a las inversiones el aumento en las tasas de interés de la Fed
• Cómo deberías invertir tu dinero en tiempos de inflación, según Elon Musk y Warren Buffett