Investigación indica que más de la mitad de los hispanos en Estados Unidos alega haber perdido ingresos o su trabajo en la crisis

La economía de hogares latinos se ha visto más afectada que su salud

Muchos latinos en EE.UU. aseguran estar preocupados por no tener el dinero suficiente para pagar sus facturas.
Muchos latinos en EE.UU. aseguran estar preocupados por no tener el dinero suficiente para pagar sus facturas.
Foto: Pixabay

Para nadie es sorpresa que el coronavirus cimbró la economía y la salud de millones de estadounidenses. Con alrededor de 4.5 millones de casos confirmados, 153,000 muertes, hasta el momento de la publicación, y con más de 20.5 millones de empleos perdidos tan sólo en abril, salió a relucir un estudio donde se percibe que la comunidad latina ha sido una de las más afectadas por la pandemia en terrenos del desempleo y sus ingresos en el país.

Centro de Investigación Pew realizó una encuesta para determinar el impacto que la enfermedad y la pérdida de empleos ha ocasionado entre los ciudadanos, encontrando grandes diferencias raciales y étnicas en la forma en la que el COVID-19 ha afectado sus vidas, repercutiendo en gran medida en las finanzas de los hispanos.

De acuerdo con el sondeo, una de las disparidades más marcadas tiene que ver con los empleos y los salarios, donde el 61% de los hispanoamericanos han perdido su trabajo o se les ha reducido su ingreso a raíz del brote de coronavirus en EE.UU. desde abril, en comparación con el 44% de los afroamericanos, la siguiente comunidad más afectada en el país, que dijeron haber pasado por lo mismo.

Más de la mitad de los latinos aseguraron que ellos o algún miembro de su hogar había experimentado ser despedido o tener un salario ajustado en abril. El crecimiento de un mes a otro fue brutal dado que en marzo, en la misma encuesta, sólo el 49% de los hispanos aseveró haber padecido de las mismas circunstancias.

Otro dato preocupante es que por lo menos el 70% de los latinos aceptaron no tener fondos de emergencia suficiente para afrontar sus gastos durante por lo menos tres meses a diferencia del 47% de los adultos blancos que no cuentan con ese respaldo financiero. La preocupación de la comunidad hispana se refleja sobre todo en sentir que no podrían cubrir sus gastos regulares ni pidiendo prestado, usando ahorros o vendiendo activos.

En cuanto al apoyo económico recibido por la Ley CARES con el cheque de estímulo de $1,200 dólares con $500 extra por dependiente, casi la mitad de los adultos hispanos (51%) consideraron justa la cantidad para realmente solventar sus necesidades. Esto se reflejó en que por lo menos el 44% de los encuestados de la misma comunidad aseguró no poder pagar la totalidad o sólo poder hacer depósitos parciales de sus facturas familiares.

A pesar de que al menos dos tercios de la comunidad latina expresó su preocupación por contraer COVID-19, requerir hospitalización o ni siquiera saber si contrajeron la enfermedad y pudieran propagarla, sólo el 13% aseguró haber conocido personalmente a alguien que había sido hospitalizado o murió como resultado de la enfermedad. En este sentido, la comunidad afroamericana adulta es la que se siente más afectada con el 27%.

El Centro de Investigación Pew encuestó a 11,537 adultos del 19 al 24 de marzo de 2020 y a 4,917 adultos el 07 de abril de 2020 para detectar las preocupaciones económicas, de salud y de otro tipo a medida que el coronavirus comenzó a extenderse en EE.UU.

También te puede interesar: