No aprobar paquete de estímulo de $1.9 trillones de dólares sería un desastre político: Schumer

Para el líder del Senado es esencial detener las deserciones demócratas, lo que puede dar a los moderados más influencia para dar forma al proyecto de ley antes de que llegue al Senado

No aprobar paquete de estímulo de $1.9 trillones de dólares sería un desastre político: Schumer
Chuck Schumer, el hombre fuerte de los demócratas en el Senado.
Foto: Al Drago / Getty Images

El líder de la mayoría del Senado, Charles Schumer, advirtió a los demócratas del Senado, incluidos los moderados que se oponen a temas puntuales de la propuesta del presidente Biden, que no aprobar su propuesta de $1.9 trillones de dólares para enfrentar la crisis del COVID-19 sería un desastre político, informó el martes por la tarde el portal de noticias especializadas en temas del Congreso The Hill.

Schumer, quien logró una victoria a principios de este mes cuando los 50 demócratas votaron para aprobar una reconciliación presupuestaria que sentará las bases para el proyecto de ley, dijo a sus compañeros en una conferencia telefónica que deben mantener la unidad en las próximas semanas.

“Hice un llamado a todo nuestro caucus para aprobar este proyecto de ley. El pueblo estadounidense lo exige, todos quieren ver sus propuestas en el proyecto y trabajaremos duro para ver si podemos incluirlas”, dijo a los periodistas después de la llamada. “El trabajo número uno es aprobar la ley. Pasar la factura y tengo confianza en que lo haremos”.

Con 19 votos a favor y 16 en contra, el Comité de Presupuesto de la Cámara de Representantes avaló el lunes el proyecto de ley de $1.9 trillones de dólares del presidente Biden y es probable que se lleve a votación al pleno esta misma semana.

¿A qué se refiere Schumer?

El senador Joe Manchin se opone a incluir una disposición para aumentar el salario mínimo federal a $15 dólares la hora. Schumer también está preocupado por los senadores centristas Jon Tester, de Montana, Kyrsten Sinema, de Arizona, , moderados conocidos por oponerse a la línea del partido de vez en cuando.

El martes temprano, la senadora republicana Susan Collins dijo que se sorprendería si alguno de sus compañeros de partido votara por el proyecto de Biden. Eso significa que solo un desertor demócrata podría hundir el proyecto de ley de estímulo.

Collins, una de los republicanas que podría apoyar el proyecto del presidente, prácticamente descartó cualquier respaldo bipartidista para la medida. Ella dijo que si bien los republicanos están dispuestos a negociar desde su oferta inicial de $618 billones, la negativa de Biden a cumplirlos le costará votos republicanos.

“Lo que estamos viendo ahora es qué cambios podríamos hacer. Pero me sorprendería si hubiera apoyo en el caucus republicano si el proyecto no se mueve de los $1.9 billones, incluso si podemos hacer algunos cambios”, dijo.

Los comentarios de Collins son un golpe para la campaña de unidad de Biden, pero no son del todo sorprendentes. Biden y los demócratas del Congreso han priorizado la aprobación intacta de la propuesta presidencial y avanzar pese a la oposición de los republicanos. Por eso es esencial detener las deserciones demócratas, lo que puede dar a los moderados más influencia para dar forma al proyecto de ley antes de que llegue al Senado.