Por qué personas fallecidas podrían tener el segundo cheque de estímulo (y no todos serían un error del IRS)

Aunque las personas fallecidas no son elegibles, en la nueva ley hay una excepción importante

Han existido miles de muertes por COVID-19 en Estados Unidos, ¿podrían recibir el segundo cheque de estímulo?
Han existido miles de muertes por COVID-19 en Estados Unidos, ¿podrían recibir el segundo cheque de estímulo?
Foto: Matthew Henry / Wunderstock

Los primeros pagos de $600 dólares del segundo cheque de estímulo ya se han comenzado a realizar, según el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin. La nueva Ley de Asignaciones Suplementarias de Respuesta y Alivio del Coronavirus de 2021 avalada por el Congreso en estos últimos días del año y recientemente firmada por el presidente Donald Trump, tiene una buena noticia que podría brindar un poco de alivio a millones de familias con una pérdida por COVID-19: es posible que personas fallecidas este año pudieran cobrar el segundo y hasta el primer cheque de estímulo.

Cuando se entregaron los primeros cheques de estímulo bajo la Ley CARES, el Servicio de Rentas Internas (IRS) informó que se enviaron pagos a personas fallecidas. Esta situación fue un error que no debía suceder. La administración solicitó la devolución de estos pagos a los deudos. Especialistas jurídicos señalaron que no estaban obligados legalmente, aunque éticamente sería lo mejor.

Más de un millón de difuntos habían recibido un cheque a fines de abril, por un valor total de $1.4 mil millones de dólares, según la Oficina de Responsabilidad del Gobierno (GAO).

Durante las negociaciones, el Congreso gestionó bastante el tema para evitar que este error volviera a cometerse en un segundo paquete de estímulo, con una excepción: las personas que, lamentablemente, murieron a partir del 1 de enero de 2020.

“Ahora, abordaron explícitamente el tema de las personas fallecidas”, dijo Janet Holtzblatt, investigadora principal del Centro de Política Fiscal de Urban-Brookings y ex funcionaria del Tesoro, sobre la nueva ley. “[Pero] guarda silencio sobre los que murieron en 2020”, puntualizó para CNBC.

En otras palabras, las personas que murieron este año deberían recibir un cheque de $600 dólares, si son elegibles para uno, según Nina Olson, directora ejecutiva del Center for Taxpayer Righst, un grupo de defensa sin fines de lucro.

Es muy posible que los errores se sigan cometiendo y personas que hayan fallecido en 2019 reciban un cheque de estímulo, sobre todo si la información actualizada de los formularios de impuestos, la Administración del Seguro Social u otras bases de datos no está disponible para el IRS en el momento en que se emita un cheque de $600 dólares, según Olson.

El margen de equivocación podría ser más estrecho para el segundo cheque de estímulo, pero es muy posible que si pasa, suceda lo mismo que con el primero: el IRS podrá solicitarte su devolución, pero tampoco podría entablar ninguna acción legal en contra de los herederos a los que les llegue el pago.

También te puede interesar: