Qué es un refinanciamiento hipotecario y cuáles son los beneficios

Realizar este proceso puede ayudarte a pagar menos por tu casa

Qué es un refinanciamiento hipotecario y cuáles son los beneficios
Antes de refinanciar tu hipoteca, contempla el panorama, haz cuentas y toma la mejor decisión.
Foto: Oleg Magni / Pexels

Refinanciar una hipoteca básicamente es la apertura de un nuevo crédito hipotecario en busca de obtener una tasa de interés menor o reducir tu pago mensual, aunque eso signifique reiniciar tu extensión temporal de deuda. Pero ¿qué más debes saber al respecto para obtener más beneficios que perjuicios?

Según la página web del gobierno de los Estados Unidos (USA.gov): “el refinanciamiento tiene el propósito de cumplir con una deuda por medio de otro préstamo bajo nuevos términos. Este tipo de financiamiento es el más común entre los dueños de viviendas. Generalmente, implica pagar la hipoteca existente y adquirir una deuda nueva“.

Son muchas las personas que refinancian su hipoteca al encontrar un interés más bajo en el mercado actual que cuando lo obtuvieron, sin embargo, si no toman en cuenta la temporalidad de la deuda que ya llevan pagando, esto en realidad podría ser contraproducente y terminarían pagando más que si se mantuvieran con su hipoteca. Se explicará esto con mayor detenimiento.

Suponiendo que tienes una hipoteca de $200,000 dólares con un interés de 4.5% a tasa fija, el pago a 30 años sería alrededor de $1,013 cada mes, por lo que terminarías pagando una deuda completa en ese lapso por un total de $364,680 dólares.

Si a los 10 años, decidieras refinanciar tu hipoteca por una tasa del 4%, pensando que este porcentaje te conviene porque pagarías menos mensualidades, lo cual en la práctica es cierto, en realidad terminarías pagando más por tu casa porque reinicias la temporalidad de tu préstamo original por uno nuevo.

En el mismo ejemplo, si en 10 años ya habías pagado $121,560 dólares (con una tasa del 4.5%), al reanudar tu deuda, aunque mensualmente pagarías $954 (con tu nueva tasa del 4%), al final tu casa te habrá costado $465,000 dólares (la suma de los 10 años ya pagados más los 30 años pagando tu nueva mensualidad), es decir, más del doble del valor de la casa y casi $100,000 dólares más de lo que te hubiera costado si hubieras mantenido tu hipoteca.

También debes considerar que realizar este trámite conlleva un pago adicional por solicitud, cargos de apertura, inspección de la vivienda y cargos por tasar el valor de la vivienda, entre otros.

Entonces, ¿cuándo conviene refinanciar tu hipoteca?

  1. En primer momento, cuando tu refinanciamiento por una tasa menor sea después de un corto lapso de tiempo en que comenzaste tu hipoteca, para que lo que actualmente hayas pagado no genere mucha diferencia. Aunque lo más conveniente siempre es hacer números, porque como lo vimos en el ejemplo, una tasa de interés baja, no significa siempre que vas a pagar menos deuda al final de tu lapso de tiempo.
  2. Cuando después de hacer números, piensas refinanciar pero por un periodo menor de tiempo, es decir, tienes una hipoteca de 30 años, llevas pagando 5, pero piensas refinanciar por una hipoteca con tasa de interés a 20 años. Esto significaría pagar tu casa en 5 años menos y posiblemente a un precio menor debido a que las tasas de 20 o 15 años, aunque aumentan tus mensualidades considerablemente, generan menos intereses que los de un periodo más largo

Ya que depende de cada individuo saber cómo están sus finanzas, refinanciar por el pago de una mensualidad menor puedes considerarla conveniente a pesar de ampliar tu deuda o pagar más cada mes a cambio de un plazo menor. Tú decides.

También te puede interesar: