¿Qué es una tarjeta de crédito médica y cuáles son sus beneficios?

Esta opción puede ayudarte, aunque toma tus medidas preventivas

¿Qué es una tarjeta de crédito médica y cuáles son sus beneficios?
Una tarjeta de crédito médica puede ayudarte en servicios de especialidades como los de un dentista que no cubre la cobertura de tu seguro médico.
Foto: Andrea Piacquadio / Pexels

Es posible que tu seguro no cubra ciertos servicios médicos o sólo aporte una parte del costo total, por lo que tienes la opción de contratar una tarjeta de crédito médica para pagar.

Los médicos especialistas más comunes para los que precisamente algunos proveedores te ofrecen este tipo de tarjetas de crédito son:

  • Dentistas
  • Oculistas
  • Oftalmólogos
  • Audiólogos
  • Cirujanos plásticos
  • Veterinarios

Debes recordar que este tipo de tarjetas funcionan de manera similar que los plásticos de crédito usuales de instituciones financieras, con la diferencia de que es un préstamo que sólo puedes utilizar para pagar servicios médicos de proveedores autorizados.

Tal como lo señala U.S. News, usualmente puedes solicitar una tarjeta de crédito médica en el consultorio de un médico, sin embargo, cada que vayas a una consulta o tengas algún procedimiento médico y de antemano preveas pagar con tu tarjeta de crédito médica, debes asegurarte que acepten tu plástico, ya que no todos los hospitales o clínicas admiten este tipo de tarjetas.

Ahora bien, the balance te sugiere ser precavido con su uso debido al interés diferido que manejan la mayoría de este tipo de crédito, el cual promocionan con una tasa de interés del 0%, pero que no necesariamente significa que no haya interés y no se te pueda cobrar posteriormente.

Cuando utilizas tu tarjeta de crédito médica, tienes un lapso de tiempo de promoción para pagar tu deuda que puede ir entre los 6 hasta los 24 meses. Sin embargo, el interés diferido significa que si no liquidas tu deuda mientras dure la promoción, tendrías que pagar todos los intereses acumulados. También si te retrasas en tu pago, no sólo tendrías que solventar una multa, sino que de igual forma pierdes la promoción y comienzas a pagar intereses.

Ojo porque con estas tarjetas desde su solicitud y su posible manejo irresponsable podrías afectar seriamente tu puntaje de crédito.

La recomendación es que cada vez que tengas un servicio médico, verifiques el costo, la duración de la promoción y te asegures de que liquidarás la deuda antes de ese lapso para evitar estos intereses.

Como ves, la tarjeta de crédito médica puede ser beneficiosa para ti si la sabes ocupar. Aunque expertos de CNBC Select señalan que en muchas casos te convendría pagar con una tarjeta de crédito regular con su tasa de interés anual (APR) y sus diversas promociones que pueden apoyarte a la hora de pagar un servicio médico o contemplando otro tipo de opciones de pago que no necesariamente sean la tarjeta de crédito médica.

También te puede interesar: