¿Se pueden obtener beneficios de Seguridad Social sin trabajar?

Es necesario que seas un pariente cercano de un beneficiario del programa para lograrlo

¿Se pueden obtener beneficios de Seguridad Social sin trabajar?
El Seguro Social es un programa para jubilados y personas discapacitadas que puede extenderse para otros miembros de la familia.
Foto: Cathopic / Wunderstock

Cuando se menciona el Seguro Social de inmediato se viene a la mente que es un programa para los jubilados o discapacitados. Pero no es necesario que tengas que trabajar para ser beneficiario. Aunque tampoco significa que cualquier persona puede realizar un trámite en específico para tener el Seguro Social, debe estar acompañado de algunas circunstancias que te permitan calificar.

1. Beneficios para cónyuges

Las personas casadas son elegibles para recibir hasta la mitad de los beneficios de un cónyuge calificado en su plena edad de jubilación (FRA), que es entre los 66 y 67 años, según su fecha de nacimiento. En otras palabras, si un trabajador es elegible para obtener $1,000 dólares mensuales, su cónyuge podría recibir hasta $500 dólares al mes. Pero deben contemplar dos cosas:

  1. Los cónyuges no pueden reclamar ningún beneficio hasta que el trabajador que es elegible para el Seguro Social se inscriba para obtenerlos.
  2. La edad a la que los trabajadores reclaman los beneficios afecta directamente el monto de los cheques que pueden recibir los cónyuges.

La única forma en que los cónyuges que no trabajan pueden reclamar los beneficios completos bajo su FRA es si están cuidando al hijo del trabajador que es menor de 16 o estaba discapacitado antes de los 22 años. Pero los trabajadores deben reclamar los beneficios del Seguro Social para sí mismos antes de que su cónyuge pueda reclamar los beneficios en su nombre.

2. Beneficios para divorciados

Si estuviste casado o casada con una persona con Seguro Social por al menos 10 años y han estado divorciados durante al menos dos años, de todas maneras eres elegible para recibir los mismo beneficios que los cónyuges actuales. Incluso tienen la ventaja de que no deben esperar a que el ex comience a reclamar los beneficios antes para poder solicitar el Seguro Social, el único criterio que debes cumplir es la de tener por lo menos 62 años de edad, a menos que estés cuidando al hijo calificado del trabajador.

De acuerdo con un reporte de MSN, si el excónyuge se vuelve a casar, generalmente ya no es elegible para los beneficios de cónyuge divorciado a menos que su matrimonio posterior termine.

3. Beneficios para hijos

Para que los hijos de los trabajadores con Seguro Social puedan ser elegibles de tener su propio beneficio, el padre ya debería estar reclamando el pago y su hijo debería tener menos de 18 años, menos de 19 si está inscrito en la high school o cualquier edad hasta los 22 años si está discapacitado. El beneficio para el que califican los niños puede ser hasta la mitad del que reciban sus progenitores. En algunos casos, la Administración del Seguro Social también puede pagar beneficios por hijastros, nietos, nietos adoptivos e hijos adoptivos.

4. Beneficios para sobrevivientes

Cuando un trabajador con Seguro Social muere, los cónyuges, excónyuges, hijos calificados e incluso los padres dependientes son elegibles para los beneficios de sobrevivientes, pero la cantidad que reciben depende de su relación y la edad a la que comienzan los beneficios.

Los cónyuges sobrevivientes son elegibles para el beneficio de jubilación completo del trabajador en FRA una vez que alcanzan su propia FRA o tan pronto como 50 si quedan discapacitados. También pueden ser elegibles para beneficios parciales a partir de los 60 años o a cualquier edad si cuidan al hijo calificado del trabajador. Los ex cónyuges son elegibles para los mismos beneficios que los cónyuges sobrevivientes siempre que el matrimonio duró al menos 10 años, tal como lo señala The Motley Fool.

También te puede interesar:

• Los cambios al Seguro Social que Joe Biden podría ejecutar este año para dar más dinero a beneficiarios
• Las cosas que debes hacer si temes que el Seguro Social se pueda ir a la quiebra por la recesión del 2020
• La complicada relación del Seguro Social con la población inmigrante en Estados Unidos: quiénes califican para sus beneficios y por qué