Si tienes efectivo y no sabes dónde guardarlo, éstas son las mejores opciones

Entre tantas opciones en el mercado puedes estar confundido y no saber qué es lo que más te conviene, sin embargo, todo dependerá, como siempre, de lo que busques y a qué plazo.

Si tienes efectivo y no sabes dónde guardarlo, éstas son las mejores opciones
Hay diferentes opciones para que puedas ahorrar tu dinero de acuerdo a tus metas personales.
Foto: Wunderstock

Te ha llegado un dinero de manera inesperada, ya sea por un bono extra en tu empleo, por un pago de un deudor que no esperabas o porque simplemente te aplicaste a la hora de ahorrar y entonces no sabes qué vas a hacer con este jugoso plus.

Actualmente en el mercado existen una infinidad de productos para guardar tu dinero y para invertirlo: cuentas de ahorro, certificados de depósito, cuentas del mercado monetario, cuentas de gestión de efectivo y cuentas inversión.

Entre tantas opciones puedes estar confundido y no saber qué es lo que más te conviene, sin embargo, todo dependerá, como siempre, de lo que busques y a qué plazo.

Una nota publicada por Market Watch enlistó una serie de factores que debes de considerar a la hora de tomar una decisión. Éstos son:

  1. Pregúntate siempre con qué frecuencia necesitarás hacer retiros

En algunas cuentas, los accesos son libres en los cajeros automáticos, es decir, no importa cuántas veces vayas a sacar dinero, no te cobrarán de más. Sin embargo, hay otras que actúan de manera contraria, y esto significa que tienes un número limitado de accesos por mes o incluso te cobran penalizaciones si retiras el dinero antes de tiempo.

  1. Verifica las tasas de interés

Las cuales van a ser muy variables dependiendo del tipo de cuenta, de la cantidad y de la institución financiera.

  1. El tiempo

Ya que esto te llevará a tomar la decisión de si es mejor guardar el dinero en una cuenta de ahorro o en un fondo de inversión.

Si ya analizaste todos estos factores, entonces es momento de analizar las opciones de cuentas.

Si el objetivo financiero que tienes es a corto plazo, por ejemplo, un año, entonces lo que más te conviene es una cuenta de ahorros de alto rendimiento, una cuenta de cheques o una cuesta de gestión de efectivo.

Si tus objetivos son a mediano plazo, entonces debes de enfocarte en una cuenta que no se vea alterada por los costos de inflación anual.

Entre las opciones que hay podemos encontrar una cuenta de ahorros de alto rendimiento, una CD, que es aquélla donde te permite ganar una cantidad fija de interés siempre y cuando lo guardes por un determinado tiempo; y una cuenta de inversión o de manejo de efectivo, ya que son de fácil acceso y con una buena tasa de intereses.

Ahora bien, si tu ahorro es a largo plazo, entonces lo que más te conviene es una cuenta de inversión y/o un plan de ahorro 529, que son las cuentas de inversión con ventajas fiscales.

Acercarte a un asesor que te ayude a analizar tu situación muy personal y lo que quieres lograr con este ahorro, te ayudará a decidir por el plan que más te convenga.

***

También te puede interesar:

-Los costos del Medicare 2012: a quiénes afectará más y a qué grado

-Cómo proteger los bienes federales del embargo si tienes una deuda

-¿Permite el IRS pagar tus impuestos con una tarjeta de regalo?