Ultimátum a trabajadores de un hospital en Texas: o se vacunan o serán despedidos

La buena voluntad ya no es suficiente, el Houston Methodist de Texas está exigiendo que todos sus trabajadores reciban sus vacunas antes del 7 de junio, lo que lo convierte en el primero de Estados Unidos en emitir un mandato de vacunación

El Houston Methodist de Texas está exigiendo a sus empleados a vacunarse o de lo contrario hay amenaza de despido.
El Houston Methodist de Texas está exigiendo a sus empleados a vacunarse o de lo contrario hay amenaza de despido.
Foto: Pexels

Mientras en algunos países escasean las dosis de las vacunas contra el coronavirus, en Estados Unidos el antídoto se ha aplicado a voluntad de las personas, sin embargo el Houston Methodist de Texas está exigiendo a sus empleados a vacunarse o de lo contrario hay amenaza de despido.

Apenas en marzo pasado, un centro médico y seis hospitales comunitarios recompensaron a sus trabajadores vacunados con $500 dólares adicionales para quienes de forma voluntaria se aplicaran el biológico como protección contra el Covid-19.

Pero ahora, la buena voluntad ya no es suficiente, porque el sistema hospitalario está exigiendo que todos sus trabajadores reciban sus vacunas antes del 7 de junio, lo que lo convierte en el primero de Estados Unidos en emitir un mandato de vacunación.

Los gerentes del hospital se enfrentaron a una fecha límite anterior y tuvieron que vacunarse antes del 15 de abril. Pero ahora, su propio presidente y directivo, aseguró que aunque no es una opción, la idea de vacunarse es una acción para proteger al personal y a los pacientes.

“Ordenar la vacuna no fue una decisión que tomamos a la ligera, pero la ciencia ha demostrado que las vacunas Covid-19 son muy seguras y muy efectivas. Como les digo a todos los que preguntan, ya sean periodistas, público, pacientes o nuestros empleados, es nuestra obligación sagrada hacer todo lo posible para mantener seguros a nuestros pacientes.

“Al elegir vacunarse, ustedes son líderes, mostrando a nuestros colegas en el cuidado de la salud lo que se debe hacer para proteger a nuestros pacientes, a nosotros mismos, a nuestras familias y a nuestras comunidades, dijo Dr. Marc Boom, presidente y director ejecutivo de Houston Methodist, en un mensaje enviado por correo electrónico y publicado por CBS Money Watch.

Y ante tal amenaza, es posible que otros hospitales pronto sigan su ejemplo, como dos centros médicos en Texas: Memorial Hermann y Baylor College of Medicine, según contó el médico.

“He hablado con innumerables líderes de hospitales en todo el país que planean ordenar la vacunación Covid-19 pronto”, agregó en el correo electrónico.

Actualmente, el 89% de los empleados de Houston Methodist han cumplido con su política de vacunación, declaró Boom en su correo electrónico a los empleados. De los aproximadamente 1,200 directivos que debían vacunarse a mediados de mes, dos optaron por marcharse.

“Lamentamos que hayan tomado esa decisión, pero al hacerlo, se están anteponiendo a la seguridad de nuestros pacientes, lo cual no es consistente con nuestra cultura”, escribió. “Al llegar al 100%, podemos mostrar a nuestra comunidad ya nuestros pacientes cuánto nos preocupamos por ellos”.

Si bien muchos empleados tienen miedo de perder su trabajo o verse obligados a inyectarse la vacuna en su cuerpo en contra de su voluntad para mantener sus trabajos y alimentar a su familia, el directivo aseguró que todo se trata de una causa a favor de todo el personal.

Respecto a la exigencia, la Comisión de Igualdad de Oportunidades en el Empleo dijo en diciembre que los empleadores sí pueden plantear esta posición de forma legal, pero que se pueden hacer excepciones para los trabajadores con una discapacidad o aquellos con creencias religiosas “sinceras” que les impiden vacunarse.

Solo Dinero publicó que de acuerdo a una encuesta del Yale Chief Executive Leadership Institute, más del 70% de los directores ejecutivos actuales o recientes de las principales empresas dijeron que estaban abiertos a exigir vacunas, pues más allá del sector salud, otras industrias requieren igual la protección urgente de sus empleados.