Inflación disminuye en EE.UU.: en julio la medida interanual bajó a 8.5%

De acuerdo con el último reporte de la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos (BLS, por sus siglas en inglés) la inflación estaría comenzando a desacelerarse, aunque no lo suficiente como para evitar más subidas de las tasas de interés de la Fed. Para el mes de julio reportó un 8.5% interanual

La inflación interanual sigue siendo elevada, por lo que se espera que la Fed haga un nuevo ajuste de tasas de interés, aunque se desaceleró un poco en comparación con los meses pasados.
La inflación interanual sigue siendo elevada, por lo que se espera que la Fed haga un nuevo ajuste de tasas de interés, aunque se desaceleró un poco en comparación con los meses pasados.
Foto: Shutterstock

El índice de precios al consumidor para todos los consumidores urbanos (CPI-U) aumentó 1.3% durante el mes de julio, siendo así que durante los últimos 12 meses, el índice de todos los artículos aumentó un 8.5% interanual, según el último informe de la Oficina de Estadísticas  Laborales (BLS, por sus siglas en inglés), presentado este miércoles por la mañana.

El índice de gasolina cayó 7.7% en julio y compensó alzas en los índices de alimentos y vivienda,
lo que da como resultado que el índice de todos los artículos no cambie durante el mes. El índice energético cayó 4.6% durante el mes a medida que los índices de gasolina y gas natural disminuyeron, pero el índice de electricidad aumentó. El índice de alimentos siguió aumentando, incrementando un 1.1% durante el mes a medida que los alimentos en el índice de viviendas subió un 1.3%”, señaló el reporte más reciente de BLS.

Asimismo, agregó que el índice de todos los artículos menos alimentos y energía aumentó un 0.3% en julio, un aumento menor que en abril, mayo o junio. Los índices de vivienda, atención médica, seguro de vehículos de motor, hogar, mobiliario y las operaciones, los vehículos nuevos y la recreación se encuentran entre los que aumentaron durante el mes. Hubo algunos índices que bajaron en julio, incluidos los de tarifas aéreas, automóviles usados y camiones, comunicaciones y prendas de vestir, se reportó.

En resumen, el  índice de todos los artículos aumentó un 8.5% en los 12 meses que terminaron en julio, una cifra menor que la aumentó del 9.1% para el período que finaliza en junio. Por su parte, el índice de energía aumentó 32.9% en los 12 meses que terminaron julio, un aumento menor que el aumento del 41.6% para el período que finalizó en junio.

Mientras tanto, el índice de alimentos aumentó un 10.9% durante el último año, el mayor aumento en 12 meses desde el período que finalizó mayo de 1979.

Desde un día antes de ser presentado el informe, como es de costumbre, algunos analistas daban sus predicciones sobre cómo estimaban que sería el nuevo índice de precios al consumidor. Si bien habían anticipado que la inflación se desaceleraría para el mes de julio, esta baja no habría sido lo suficientemente impactante como para evitar que la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed, por sus siglas en inglés) vuelva a elevar sus tasas de interés, por una cuarta vez en el año.

“Se espera que el IPC general sea más bajo que la lectura anterior, pero creemos que puede ser prematuro que el mercado fije los precios en el pivote de la Fed dada la solidez de los datos económicos publicados la semana pasada”, dijo Dick Lo, fundador y director ejecutivo de TDX Strategies, firma comercial impulsada por la cuantificación, en una entrevista con CoinDesk.

De acuerdo con la Encuesta mensual de expectativas del consumidor de la Reserva Federal de Nueva York, las personas entrevistadas dijeron que esperaban que la inflación avanzara a un ritmo del 6.2% durante el próximo año y una tasa del 3.2% durante los próximos tres años.

Hasta junio, los precios de los alimentos aumentaron un 10.4% con respecto al año pasado, según la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS, por sus siglas en inglés). Aun se espera que haya aumentos globales, es decir, interanuales durante los próximos 12 meses, pero los expertos prevén que estos aumentan sean menos agresivos que los anteriores.

Si bien BLS ha emitido sus reportes de la inflación desde hace varios años, la realidad es que últimamente lograron mucha más notoriedad luego de que se vieron influidos por la política de la Fed y la demanda del dólar, el cual, durante este año, se ha llegado a posicionar en valores diferentes al euro.

***

También te puede interesar:

-Los estadounidenses toman $100 dólares de sus ahorros por mes para combatir la inflación
-Cheques de estímulo por inflación: qué grupos se están quedando fuera de la ayuda en California y Florida
Cómo le afecta la inflación a tus impuestos del Seguro Social