Por qué alquilar un auto en Estados Unidos sale mucho más caro que hace un año

Según un reporte de la prensa local, este sector de alquiler de vehículos vendió más de medio millón de autos, para poder contrarrestar el golpe a su economía por los efectos del Covid-19

Alquilar un auto en Estados Unidos resulta cada vez más costoso.
Alquilar un auto en Estados Unidos resulta cada vez más costoso.
Foto: Pixabay

El precio de alquilar un auto es cada vez más costoso en Estados Unidos. Durante el último año, los precios se han incrementado a casi el doble, es por ello que, se vuelve un servicio que se aleja del alcance de muchos.

Las rentas de una semana por $230 dólares, un año después, se elevaron casi a lo doble y según los expertos en la materia, antes de que los viajes fueran detenidos por la pandemia del coronavirus, los precios siguieron al alza: el costo por una semana podría llegar a los $700 dólares.

La razón es, bajo un período de actividad normal en el que los ciudadanos de todo el mundo transitaban como siempre, sin pandemia y sin contratiempos, el negocio de las alquiladoras de autos se ha centrado en comprar una gran cantidad de vehículos a las armadoras, luego, los alquilaban por un tiempo o incluso hasta que el vehículo llegara a un tope en cuanto a la cantidad de millas recorridas.

El siguiente paso era venderlos ya usados y entonces adquirir nuevos y así, volver a iniciar el ciclo.

En tiempos de pandemia, los dueños de las alquiladoras se deshicieron de los autos más rápidamente ya, que, según los expertos, tenerlos detenidos era gastar dinero en impuestos y dejar un capital inmovilizado. Entonces, los vendieron antes de lo que suelen hacerlo.

Según un reporte de la prensa local, este sector vendió más de medio millón de autos, para poder contrarrestar el golpe a su economía por los efectos del Covid-19.

Con la reactivación, las alquiladoras empezaron a solicitar a los fabricantes nuevos pedidos, sin embargo, las fábricas no tuvieron las manos suficientes como para satisfacer la alta demanda.

A lo que esto conlleva es que: no hay nuevos y, por lo tanto, los pocos vehículos que tienen las alquiladoras, los ofrecen a costos muy elevados.

Sumado a esto, la gente comenzó a viajar menos, por las restricciones impuestas para detener a propagación del covid-19. Y, por ende, menos visitantes en Estados Unidos que tuvieran la necesidad de alquilar un auto.

Incluso, los vuelos fueron restringidos, de manera que cada vez menos viajeros cumplían con los requisitos para poder llegar a la nación estadounidense. En pocas palabras, el paro en la economía, impactó también el negocio de alquiler de automóviles en Estados Unidos y seguramente afectó también a nivel mundial.

Según un representante del sitio AutoSlash, cuya meta es ayudarles a los arrendatarios a conseguir los precios más bajos a la hora de alquilar un automóvil, reconoció que ha sido imposible encontrar rentas de menos de $300 dólares en los tiempos actuales.

***

También te puede interesar:

-¿Pueden reclamar ambos padres como dependiente al mismo menor para obtener el Crédito Tributario por Hijos para cada uno?
-El IRS extiende la fecha de límite de impuestos adicionales al 17 de mayo: en qué casos aplica
-Cuáles son las sanciones que se aplican por cometer fraude y evasión fiscal
-Cómo y por qué hacer una enmienda de impuestos
-Datos clave de los créditos fiscales que no se te pueden pasar del Plan de Rescate Estadounidense