Un nuevo estudio de la Fed de San Francisco culpa al trabajo remoto del alto precio de las casas en EE.UU.

Investigadores del Banco de la Reserva Federal de San Francisco encontraron que las ciudades que tuvieron más reubicaciones durante la pandemia son donde los precios de las casas se dispararon más en Estados Unidos

Investigadores de la Reserva Federal de San Francisco sugieren que el trabajo remoto fue detonante para que los precios de las casas se elevaran.
Investigadores de la Reserva Federal de San Francisco sugieren que el trabajo remoto fue detonante para que los precios de las casas se elevaran.
Foto: Shutterstock

Durante la pandemia de Covid-19, muchas personas en Estados Unidos compraron casas y se mudaron, a pesar de las circunstancias financieras adversas. Los más afortunados, pudieron mantener su empleo, adaptando sus actividades cotidianas para realizarlas desde casa. Hoy, el precio de las casas es altísimo, alcanzando máximos históricos, sin mencionar lo caras que se han vuelto las hipotecas. Un nuevo estudio culpa de estas circunstancias al trabajo remoto.

Según una investigación del Banco de la Reserva Federal de San Francisco, los costos de la vivienda en Estados Unidos se han disparado a niveles altísimos en los últimos meses, en buena medida motivado por el trabajo remoto.

Los precios de las viviendas aumentaron un 24% entre noviembre de 2019 y noviembre de 2021, encontró la investigación que se publicó el lunes. El incremento de la demanda de trabajar desde casa representó más del 60% de los aumentos generales de precios y aumentos similares en el alquiler durante ese período.

Los economistas August Kmetz y John Mondragon, de la Reserva Federal de San Francisco, y Johannes Wieland, economista y profesor asociado de la Universidad de California en San Diego, señalaron que los trabajadores remotos “pudieron reubicarse en ciudades con viviendas más baratas o lugares más atractivos en amenidades”, ya que las oficinas cerraron para frenar la propagación de Covid-19.

Estas ciudades vieron el mayor aumento en los costos de la vivienda, mientras que las regiones “menos dispuestas” al trabajo remoto experimentaron un crecimiento más lento del precio de la vivienda. Algunas de las ciudades que surgieron como puntos críticos de trabajo remoto durante la pandemia incluyen Charleston, Carolina del Sur; Orlando Florida; y Wilmington, Delaware, según LinkedIn.

Los investigadores compararon regiones en EE.UU. que tenían volúmenes similares de migración durante la pandemia, pero diferentes grados de trabajadores remotos; así como áreas que tenían diferentes niveles de migración, pero grados similares de trabajadores remotos para aislar el efecto del trabajo remoto en la demanda de vivienda por separado del efecto de la migración provocada por la pandemia.

Por ejemplo, el trabajo remoto aumentó tanto en el Área de la Bahía de San Francisco como en Tampa, Florida durante la pandemia, pero el Área de la Bahía experimentó un éxodo pandémico, mientras que la población de Tampa se disparó. Las casas en ambas regiones se encarecieron durante la pandemia.

“Eso se debe a que hubo una demanda similar entre los trabajadores remotos en ambas regiones por una nueva casa, ya que la opción de trabajar desde casa permitió a las personas alejarse más de la oficina y los motivó a comprar casas más grandes para adaptarse a su nuevo estilo de vida”, agrega Wieland.

Incluso después de ajustar esta migración, la mayor parte del efecto del trabajo remoto en los precios de la vivienda se mantiene: cada aumento de 1 punto porcentual en el trabajo remoto provocó un aumento de aproximadamente 0.9 puntos porcentuales en los precios de la vivienda. Los investigadores también encontraron que el aumento en el trabajo remoto tuvo un efecto “idéntico” en los precios de alquiler, que alcanzaron niveles récord en los EE.UU.

“Nuestros resultados sugieren que el aumento de los precios de la vivienda durante la pandemia reflejó un cambio en los fundamentos en lugar de una burbuja especulativa”, escribieron los autores. “Esto implica que la evolución del trabajo remoto puede ser determinante en los costos de vivienda y la inflación en el futuro”.

También te puede interesar:

5 cuestiones de dinero que debes contemplar antes de aceptar un trabajo remoto
• Trabajo remoto: las ciudades que todavía pagan $10,000 dólares por mudarte ahí
• Cuánto tendrías que ganar este 2022 para pagar el alquiler de un dormitorio en cada estado de EE.UU.