Cuarto cheque de estímulo: por qué el fin de los pagos del Crédito Tributario por Hijos exige más ayuda económica

Queda un último pago a depositarse como parte de los ingresos por adelantado que se otorgaron por el Crédito Tributario por Hijos, después de eso, el panorama es algo incierto para millones de familias de escasos recursos

Nancy Pelosi, líder de la Cámara de Representantes, durante un evento de promoción del Crédito Tributario por Hijos. (Foto por FREDERIC J. BROWN/AFP via Getty Images)
Nancy Pelosi, líder de la Cámara de Representantes, durante un evento de promoción del Crédito Tributario por Hijos. (Foto por FREDERIC J. BROWN/AFP via Getty Images)
Foto: Getty Images

En todos los titulares hemos leído que la economía de Estados Unidos se está recuperando, que hay miles de vacantes disponibles en diferentes industrias, y que, con la vacunación, el país pueda retomar la vida que tenía antes de la pandemia del Covid-19. Puede que todos estos puntos sean ciertos, sin embargo, lo que también es cierto es que millones de estadounidenses siguen sufriendo severas afectaciones a sus bolsillos.

La lucha por el cuarto cheque de estímulo sigue vigente, aunque hay que aceptar que cada vez en un mayor silencio. La administración del presidente Joe Biden ha sido clara: tienen otras prioridades, como el mismo proyecto de reconciliación, con el cual se busca hacer diversos proyectos de infraestructura y mejoras que les darán una mejor calidad de vida a los estadounidenses. Sin embargo, el que no se esté hablando en el Congreso como una propuesta real, no significa que no sea una necesidad para millones de personas.

Queda un pago mensual del Crédito Tributario por Hijos

El Servicio de Rentas Internas estuvo haciendo pagos mensuales desde julio y culminará en diciembre, en el dinero anticipado que se otorgó como parte del  Crédito Tributario por Hijos (CTC, por sus siglas en inglés). El lunes 15 de noviembre, se depositó la penúltima mensualidad, con la que, después de esta, queda únicamente el pago de diciembre. Luego de eso, no hay más pagos mensuales para las familias estadounidenses.

Del 15 de diciembre hasta abril del año 2022, tendrán que esperar para que el organismo fiscal les pague la otra mitad que les corresponde por el Crédito Tributario por Hijos. Así que, una vez que millones de familias se queden sin estos pagos y sin las compensaciones federales de $300 dólares que expiraron en septiembre, miles, sino es que millones podrían quedar de nuevo a la deriva, con el Covid-19 causando aún estragos.

Tasas de desempleo

Para septiembre, la tasa de desempleo cayó al 4.8%, el nivel más bajo desde que inició la pandemia. De acuerdo a los expertos, eso no significa que las cosas se encuentren en un punto en el que ya no se necesite de apoyo económico. Antes de que la pandemia del Covid-19 llegara a Estados Unidos, la tasa de desempleo era del 3.5%, por lo que los más recientes números indican que aún falta bastante por hacer.

Y finamente está el hecho de que a este escenario de desempleo y sin la ayuda económica aprobada por la pandemia, los estadounidenses se enfrentan a elevados costos de diversos productos por la inflación, la cual ha llegado a cifras que no se veían desde hace 30 años.

***

También te puede interesar:

-Cuarto cheque de estímulo: cómo han ido cambiando las negociaciones durante el 2021
-Cuarto cheque de estímulo: por qué es una esperanza poco posible hacia 2022
-Cuarto cheque de estímulo: cambian propuesta en Change.org para lograr la aprobación