Cuánto tiempo tienes que esperar para un refinanciamiento hipotecario después de comprar una casa

Muchas personas consideran que una tasa de interés hipotecaria más baja en la actualidad es el único criterio para refinanciar, pero también debes revisar que tu prestamista te lo permita sin costos extra

Dependiendo del tipo de préstamo hipotecario que tengas, será periodo de tiempo que tendrás que esperar antes de poder refinanciar.
Dependiendo del tipo de préstamo hipotecario que tengas, será periodo de tiempo que tendrás que esperar antes de poder refinanciar.
Foto: Wunderstock

Has comprado una casa, pasan los días, las semanas, los pocos meses y encuentras que las tasas hipotecarias han bajado significativamente. Pasa por la cabeza, “¿podré refinanciar?”. Pero hay detalles que debes contemplar antes de dar este paso. Una reducción en tu mensualidad no debe ser el único criterio a contemplar.

La rapidez con la que podrías refinanciar tu préstamo hipotecario depende del tipo de hipoteca que tengas. Hay prestamista que pueden permitir al propietario refinanciar al poco tiempo de comprar su casa, mientras otros pueden tener periodos de tiempo más largos de al menos seis meses.

Una hipoteca convencional respaldada por Freddie Mac o Fannie Mae te permitiría refinanciar tu hipoteca tan pronto como hayas cerrado tu casa. Algunos prestamistas hipotecarios tienen un periodo de “maduración”, que es una cantidad fija de tiempo que debes esperar antes de poder refinanciar tu préstamo hipotecario. De cualquier forma, antes de solicitar cualquier tipo de refinanciamiento, debes asegurarte de que tu préstamo vigente no tenga una multa por pago anticipado.

En el caso de los préstamos hipotecarios del gobierno, tienen diferentes plazos para refinanciamiento, según sea el caso.

1. Préstamo FHA: si tienes un préstamo asegurado por la Administración Federal de Vivienda y deseas refinanciar por otro préstamo FHA, puedes hacer lo que se llama un refinanciamiento simplificado de la FHA. Esto tiene un periodo de espera de 210 días a partir de la fecha de cierre del préstamo original, pero no requiere otra tasación.

Si estás interesado en un refinanciamiento en efectivo, en el que obtienes un nuevo préstamo hipotecario por un monto superior a lo que debes en tu hipoteca actual y te quedas con la diferencia, debes tratar la casa como tu residencia principal durante al menos 12 meses.

2. Préstamos VA: si tienes un préstamo respaldado por el Departamento de Asuntos de Veteranos, debes esperar 210 días o un periodo que signifique que pudiste realizar seis pagos de tu préstamo vigente.

3. Préstamos USDA: un préstamo respaldado por el Departamento de Agricultura de EE. UU. requiere que tus pagos se realicen a tiempo durante 180 días antes de realizar la solicitud de refinanciamiento. Además, tu préstamo hipotecario existente debe haberse cerrado 12 meses antes de iniciar la solicitud de refinanciamiento del USDA.

Otros detalles

Si cumples con el tiempo preestablecido por tu tipo de préstamo para poder refinanciar, también debes contemplar que el refinanciamiento es la apertura de una nueva hipoteca, es decir, estás abriendo un nuevo préstamo. Técnicamente estás solicitando un nuevo préstamo para apagar el anterior, por ello debes cubrir también los costos de cierre de la hipoteca que pueden resultar entre el 3% y el 5% del valor de la vivienda que estás refinanciando.

Contemplar esta situación es importante porque también será un criterio que debas valorar, además de encontrar una mejor tasa de interés hipotecaria. Toma en cuenta que cuando abriste tu préstamo, tuviste que desembolsar un pago inicial y un pago de cierre. Si tú refinancias y no tienes suficiente capital para solventar los cierres de la hipoteca, tendrías que financiar este costo dentro de tus pagos mensuales de la hipoteca. Es decir, estarías pagando intereses por los cierres de hipoteca.

Debes valorar la cantidad de dinero que diste en principio entre pagos iniciales y cierres de hipoteca para determinar si el refinanciamiento vale la pena. Tienes que contemplar que la diferencia en el pago de tus mensualidades de tu hipoteca vigente y el del refinanciamiento logren recuperar lo que inicialmente has pagado.

Asimismo, debes calcular el punto de equilibrio sobre el tiempo que ya has pagado más el nuevo periodo que vas a pagar. Tienes que determinar si la casa te va a costar más barato con el refinanciamiento y la nueva tasa de interés, o lo único que estás haciendo es gastar más por una casa. El tiempo que llevas con tu hipoteca es clave para saber si es mejor refinanciar.

También te puede interesar:

• El tiempo y la tasa de interés: las claves para saber cuándo deberías refinanciar tu hipoteca
• Cómo y cuándo refinanciar tu crédito hipotecario
• Qué es un refinanciamiento hipotecario y cuáles son los beneficios