La inflación en agosto no se desacelera cómo se esperaba: se posiciona en 8.3% interanual

En el mes de julio, la inflación interanual en Estados Unidos fue de 8.5%, mientras que en junio, se reportó un 9.1% interanual. Ahora, la Oficina de Estadísticas Laborales señala que en agosto se sitúa en 8.3% interanual

La inflación en Estados Unidos en los últimos meses ha sido de las más elevadas que se ha vivido en el país.
La inflación en Estados Unidos en los últimos meses ha sido de las más elevadas que se ha vivido en el país.
Foto: Shutterstock

Si bien las predicciones sobre que la inflación interanual para el mes de agosto marcaría un antes y un después, ya que se esperaba un porcentaje mucho más bajo, la realidad no ha sido así, de acuerdo a la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS, por sus siglas en inglés), durante este mes subió un 0.1%, posicionándose en un 8.3% interanual.

Los aumentos en los índices de vivienda, alimentación y atención médica fueron los mayores de muchos
los contribuyentes al aumento mensual de base amplia de todos los artículos. Estos incrementos fueron en su mayoría compensado por una disminución del 10.6% en el índice de gasolina.

El índice alimentario siguió aumentando, incrementando un 0.8% durante el mes, ya que el índice de alimentos en el hogar aumentó un 0.7% ciento. El índice de energía cayó un 5% durante el mes a medida que el índice de gasolina disminuyó, mientras que los índices de electricidad y gas natural aumentaron.

El índice de todos los artículos menos alimentos y energía aumentó un .6% en agosto, un mayor
aumento que en julio. Los índices de vivienda, atención médica, muebles para el hogar y
operaciones, vehículos nuevos, seguro de vehículos motorizados y educación fueron algunos de los que
aumentaron durante el mes.

Hubo algunos índices que bajaron en agosto, incluidos los para tarifas aéreas, comunicación y automóviles y camiones usados. Finalmente, según BLS indicó que el índice de todos los artículos aumentó un 8.3% durante los 12 meses que terminaron en agosto, una cifra menor que el aumento del 8.5% para el período que terminó en julio.

“Todos los artículos menos comida y el índice de energía aumentó un 6.3% en los últimos 12 meses. El índice energético aumentó 23.8% para los 12 meses que terminaron en agosto, un aumento menor que el aumento del 32.9%  para el período que finaliza en julio. El índice alimentario aumentó 11.4% en el último año, el mayor aumento en 12 meses desde el período que finalizó en mayo de 1979”, comentó BLS en su informe de este martes 13 de septiembre.

Hasta el mes pasado, los datos de la inflación en Estados Unidos habían sido históricos, ya que los porcentajes presentados habían sido mucho más elevados de lo que se había reportado en los últimos 40 años.

Para el mes de julio, la inflación interanual reportada fue de 8.5%, mientras que para el mes de junio, la inflación interanual reportada fue de 9.1%. Desde hace varias semanas se hablaba de que la inflación del mes de agosto iría a la baja y que pronto se llegaría a un tope.

En varios intentos por frenarla, la Reserva Federal de Estados Unidos ha subido al menos tres veces las tasas de interés federales, siendo el último aumento de .75 puntos, algo que tampoco había ocurrido en los últimos tiempos. 

La inflación en Estados Unidos ha mostrado señales de que se va enfriando poco a poco, esto, en consecuencia de la caída de los precios de la gasolina y la disminución en los problemas de la cadena de suministro. 

“Tienes alrededor de cuatro impulsores de la inflación en este momento. Tienes los precios de las materias primas. Eso se va. Tiene problemas con la cadena de suministro. Eso va a desaparecer, pero todavía te queda la vivienda y el mercado laboral, y eso se reflejará en la inflación de los servicios”, dijo Aneta Markowska, economista jefe de Jefferies, en una entrevista en semanas pasadas con CNBC.

“Todavía tienes un problema con la inflación de los servicios, y eso se debe a la escasez de vivienda y mano de obra. Eso no va a desaparecer pronto, hasta que la Reserva Federal logre destruir la demanda y eso no ha sucedido”, añadió en ese momento.

Como una manera de alivio temporal, al menos 21 estados han otorgado cheques de estímulo a nivel estatal, ya sea a manera de cheque o de reembolso, con el fin de que los residentes puedan enfrentar los grandes costos de la inflación.

Lo que sorprende es que estas cantidades no han sido muy representativas, como lo fueron los cheques de estímulo a nivel federal, aprobados por la pandemia del Covid-19. Una de las razones, según diversos analistas, se debe a que aprobar cantidades fuertes, solo elevaría más la inflación.

***

También te puede interesar:

-Cuál es la tasa de desempleo que EE.UU. necesitaría para frenar la inflación
-13 estados en EE.UU. aumentarán el salario mínimo en el 2023, en parte, por la inflación
-Cómo la inflación puede afectar tu declaración de impuestos de 2022 el próximo año